OCZ nos muestra su RevoDrive 400 M.2 PCIe NVMe

por Javier Rodríguez 08/01/2016 2

El nuevo RevoDrive 400 es el heredero de toda una estirpe de grandes unidades SSD que han usado el interfaz PCI Express para lograr rendimientos superiores. Con la incorporación de los formatos M.2 PCI Express y el protocolo NVMe el rendimiento de este tipo de unidades ha ganado enteros.

La alternativa de OCZ viene en forma de unidad M.2 (2280), con adaptador PCI Express incluido, formado alrededor de una controladora Toshiba y memorias MLC de 15nm de nueva generación. Con un interfaz PCI Express 3.0 4x es capaz de desarrollar velocidades lineales de más de 2400MB/s en lectura y de hasta 1500MB/s en escritura. La potencia de proceso alcanza los 210.000 IOPS en lectura y hasta 140.000 IOPS en escritura.

Una de las cosas más llamativas del nuevo RevoDrive 400 es que se venderá en un amplio abanico de capacidades que van desde los 128GB, hasta 1TB de capacidad, con capacidades intermedias de 256 y 512 Gigabytes.

OCZ ofrecerá 5 años de garantía ShieldPlus en estas unidades. Los precios y la disponibilidad los conoceremos en las próximas semanas.