OCZ Trion 150 480GB

por Javier Rodríguez 05/02/2016 3
Interfaz
Capacidad
Formato
Precio
Web
SATA
120, 240, 480, 960GB
2.5" 7mm
Desde 42 Euros

Introducción y prestaciones técnicas

Introducción

OCZ presentó hace menos de un año su modelo más básico y económico, el Trion 100. Una unidad con controladora Toshiba y memorias, de la misma marca, de 19nm y una configuración TLC. Una unidad económica y fiable con una garantía de altura que permitió a OCZ volver a la pelea por un segmento tan importante como son las unidades de bajo coste.

En menos de un año llega esta segunda generación de unidades TLC, pero ahora con la incorporación de la última tecnología de Toshiba en memorias NAND, con un proceso de fabricación de tan solo 15nm, que permitirá reducir aún más los costes y aumentar las capacidades a precios accesibles. Pero esta generación no es solo una renovación de memorias puesto que OCZ ha conseguido aumentar el rendimiento de escritura mediante una inteligente optimización del firmware del disco.

Prestaciones técnicas del OCZ Trion 150

La gama Trion de OCZ es la más baja de la marca, pero aún así mantiene niveles de calidad bastante interesantes. Un chasis metálico algo más económico que sus modelos Vector y dentro tecnología de memorias de ultima generación en una configuración TLC A15 de 15nm. Una mejora importante para la reducción de precios, pero no tanto para el rendimiento. Al mando la misma controladora Toshiba que da vida al Trion 100 pero ahora con un firmware modificado para ofrecer un rendimiento de escritura sostenido hasta un 50% superior al modelo anterior.

Es el tipo de disco que todos buscamos para cuadrar un presupuesto, manteniendo las ventajas enormes y evidentes que ofrecen las unidades SSD sobre las mecánicas, y ahora con precios mas atractivos gracias a la reducción de costes que supone el uso de memorias fabricadas con un proceso notablemente inferior.

Los precios en menos de un año han caído de forma espectacular. Actualmente podemos comprar unidades de 240GB por debajo de los 100 Euros y las unidades de 480-512GB son fácil conseguirlas por menos de 150 Euros. Este es el tipo de unidad al que pertenece el OCZ Trion 150. Unidades con configuraciones de memoria TLC (Triple Level Cell NAND Flash) pensadas sobre todo para rendir en lectura, pero con rendimientos de escritura que puedan seguir rivalizando con las unidades mecánicas más modernas.

Esta nueva variante mantendrá mas o menos los precios actuales de la gama, y las capacidades, pero tendrá mucho más margen de bajada de precios por la incorporación de la nueva generación de memorias.

Por tanto, podremos encontrarlo en capacidades de 120, 240, 480 y 960GB de capacidad. Los precios oscilarán, como veis en la siguiente tabla, entre los 42 Euros del modelo de 120GB, hasta los 270 Euros del modelo de 960GB con un equilibrio muy interesante de 480GB por unos 140 Euros (todos precios con impuestos incluidos). Precios competitivos para una unidad que ofrece 3 años de garantía directa con reemplazo por adelantado.

El rendimiento del OCZ Trion 150 es parecido al de la generación anterior, en velocidades de transferencia lineales y aleatorias, pero se consigue velocidades “burst” de escritura notablemente más elevadas gracias a la introducción de un nuevo método de escritura se ayuda de la escritura “Direct-To-Die” cuando el “SLC mode” (habitual en este tipo de unidades) se ve saturado por un uso intensivo. Estas unidades, por tanto, mantienen velocidad de escritura sostenidas casi un 50% más rápido que la generación anterior y también que algunos modelos de la competencia del mismo segmento de producto.

En esta unidad OCZ se apoya en la pre-asignación de memoria de reserva para ofrecer una durabilidad notable para esta unidad. Es una unidad diseñada para una vida media de 1.5 millones de horas con una capacidad de escritura aproximada de hasta 240TB a lo largo de su ida útil. Esto mantiene a OCZ entre las unidades más solventes en este apartado.

El Trion 150 mantiene algunas de las limitaciones propias de su gama como no disponer de encriptación de datos por hardware por lo que todo el proceso caerá de cara del procesador y tendremos mas consumo de CPU. Solo si usamos encriptación, lógicamente. También algunas CPU tienen ya este aporte de serie.

Lo que sí disfrutaremos es de técnicas TRIM de recuperación de celdas con datos sin uso. Con ayuda de cualquier sistema operativo moderno tendremos siempre las celdas listas para su escritura manteniendo el rendimiento de la unidad durante toda su vida útil.

Formato, consumo y SSD Guru

Formato, consumo y SSD Guru

OCZ mantiene el diseño económico de disco SATA de 2.5” con su carcasa ligera. Un total de 48 gramos de peso que contrastan con los 120 gramos que pesan sus unidades Vector de gama más alta. Una forma más de controlar los costes. Como digo es una unidad de tipo SATA, con tamaño de 2.5” y 7mm de altura, que es el estándar actualmente. Es adecuado tanto para ordenadores de sobremesa, con el adaptador adecuado o la bahía adecuada, y también para ordenadores portátiles, incluso los más delgados.

Algo que realmente echamos de menos en esta unidad es algo de menos consumo. La configuración TLC y una controladora potente suele traducirse en consumos superiores a los que tendríamos de media con una unidad mecánica. Esta unidad, así como su antecesora, tiene un consumo aproximado de 5w, en carga, y un disco mecánico, de este mismo grosor, puede rondar los 2 vatios de consumo, otras unidades SSD, de menos rendimiento también rondan esa cifra.

El consumo en reposo tampoco mejora, pero se mantiene en unos adecuados 6mW. Toshiba ya introdujo métodos de control de energía en el modelo anterior y en este se prometen más eficientes. Es un equilibrio complicado, pero a la hora de la verdad este tipo de unidades no suelen ofrecer mejoras notables de autonomía en un portátil, pero tampoco son un impacto en la misma. Hay que tener en cuenta que normalmente los portátiles tienen como elemento de mayor consumo la propia pantalla del mismo y el procesador.

Toda la gama de OCZ disfruta de su aplicación SSD Guru. Esta aplicación monitoriza el estado del SSD, nos permite actualizaciones completamente automatizadas y además ofrece funciones como forzar los comandos TRIM para adecuar el disco, borrados seguros, etc. Otras prestaciones que ofrece es la de ponernos en contacto directamente con el soporte de OCZ, sin tener que andar recopilando datos, y nos muestra de forma sencilla los parámetros de funcionamiento de la unidad o unidades que tengamos instaladas en el PC o Mac.

Pruebas de rendimiento

Pruebas de rendimiento

A mí me gusta pensar que no hay SSD malo, todos ofrecen ventajas sobre la alternativa mecánica. Lo bueno es que hasta los modelos más económicos empiezan a demostrar todo el potencial del interfaz. Hay que tener en cuenta que estas unidades SATA con interfaz 6Gbps están bastante limitadas por su propia conectividad. Aún así, siguen siendo una gran alternativa para dar una nueva vida a nuestro fiel PC de sobremesa o, también por que no, a cualquier ordenador portátil que cuente con este tipo de interfaz en su interior.

Este tipo de unidades son para eso, para conseguir renovar un PC de forma radical (el rendimiento pasará a ser espectacular) o montar una nueva máquina con un precio equilibrado. Según avanzan los procesos de fabricación también se reducen los costes y hoy en día tener un disco SSD de 512GB no es nada descabellado. El punto más atractivo sigue en los modelos de 240GB, con precios por debajo de los 70 Euros, pero los de 480-512GB ofrecen incluso mejor ratio Euro/Gigabyte.

No quiero tampoco desviarme demasiado porque esta unidad tiene pruebas interesantes que realizar. El rendimiento general es el mismo del Trion 100 pero esta unidad tiene un rendimiento superior en transferencias “burst” de corto recorrido y siempre en escritura. Su nuevo modo híbrido de funcionamiento “SLC mode” y “Direct-To-Die” le permite aumentar este tipo de velocidad de forma notable.

Equipo de análisis:

Procesador: Intel Core i7-6700k @ 4625MHz

Placa Base: ASUS Maximus VIII Extreme/Assembly

Memorias: Gskill DDR4 F43000C15 4x2 GB

Fuente de alimentación: Seasonic Platinum Series 1200w

Atto Benchmark 2.46 Lectura

Atto Benchmark 2.46 Escritura

AS SSD. Índice

Crystal DiskMark 4k QD32 Lectura

Crystal DiskMark 4k QD32 Escritura

Burst de escritura en HD Tune Pro (MB/s)

Análisis y conclusión

Análisis y conclusión

Este año va a ser el de la verdadera revolución de tamaños y precios en el mundo del SSD. Veremos bajadas espectaculares, quizás más pronunciadas que las del año pasado, y modelos cada vez más grandes y accesibles. Con suerte las unidades de 1 y 2TB de capacidad tendrán precios accesibles, aunque seguirán siendo notablemente más caras que las alternativas mecánicas.

Esta revolución llegará de la mano de unidades TLC, más económicas, pero de menos rendimiento y en principio menos fiables, y esta nueva serie Trion 150 es un buen ejemplo de hacia dónde iremos este año. Lo más sorprendente es que OCZ mantiene en estas unidades su mejor garantía, la garantía “ShieldPlus” de OCZ.

Esta garantía de tres años es prestada directamente por OCZ, sin intermediarios y sus técnicos especializados ofrecen la solución más adecuada para cada problema. En caso de tener que devolver la unidad podremos optar por un remplazo por adelantado donde recibiremos una unidad nueva con la condición de devolver la unidad defectuosa en plazo o se carga el valor de la nueva unidad a usuario. Es un tipo de garantía que hemos visto en otras marcas, normalmente de unidades mecánicas, pero que es poco común en el mundo del SSD.

Estas nuevas unidades estarán de forma inmediata en el mercado, también en Europa, así que en pocos días los podréis ver en los catálogos de las mejores tiendas del país. Este es además el primero de muchos modelos que prepara OCZ para los próximos meses, con una unidad NVMe de alto rendimiento en camino, que se emplazará dentro de la mítica gama Revo.

  • Producto: OCZ Trion 150 480GB
  • Fecha: 05/02/2016 1:41:01
Secciones: SSDs