DLNA: Llega el hogar digital

por David Sancho 22/01/2010 ...

Introducción

Aunque parezca mentira los grandes fabricantes también aprenden de sus errores, sobre todo cuando estos les cuestan ingentes cantidades de dinero e intentan en la medida de lo posible no sólo no repetirlos sino sacar rentabilidad de los mismos. Uno de los errores más repetidos y de los que parece ser que ya han aprendido, es no atender a criterios de estandarización es decir, en ponerse todos de acuerdo cuando se va a lanzar una tecnología que se va a distribuir de forma masiva y que va a significar un cambio significativo en algún aspecto tecnológico que puede afectar a la población masivamente.

Hay fracasos famosos por no atender a criterios de estandarización entre fabricantes donde uno ganó la partida, ganando muchísimo dinero y otro tuvo pérdidas importantes por no ser su modelo el que la población adoptó como estándar. Algunos ejemplos de intento de imposición de un estándar por parte de una empresa fueron los de las cintas de vídeo donde la lucha más famosa fue entre las cintas VHS y Beta, también cuando se intentó realizar el cambio de CD a un soporte superior, donde Philips apostó por el MMCD (Multimedia Compact Disc) o por el SD (Super Density Disc), el resultado ya lo conocemos todos, al final se impuso el DVD. El conflicto más reciente lo hemos vivido con el cambio del DVD a un soporte capaz de soportar alta definición, Philips y Sony formaron un consorcio que apostó por el Blu-Ray, mientras que Toshiba lo hizo por el HD-DVD. El resultado es que Toshiba se ha retirado y el estándar ha sido el Blu-Ray.

¿Cuáles son las consecuencias de estas luchas entre fabricantes? La más obvia es la ingente cantidad de dinero que se tira a la basura en investigación y en tecnología cuando una tecnología simplemente desaparece de un día para otro. Sin embargo poco se habla de los usuarios que han comprado reproductores, que de la noche a la mañana se han quedado obsoletos y por tanto no van a tener ya más películas para ese flamante reproductor que se ha comprado y que les ha costado un buen puñado de euros.

Estos usuarios ya artos de esta situación, en la actualidad son muy reticentes a los cambios, nadie se lanza a por una nueva tecnología hasta que no es el estándar, por ello los fabricantes parece ser que han aprendido la lección y se empiezan a poner de acuerdo en los estándares antes de lanzar productos al mercado indiscriminadamente.

Uno de estos acuerdos se refiere a las comunicaciones en el que se llama el “Hogar Digital” u Hogar Multimedia como le gusta llamarlos a algunos. Consiste en una red inalámbrica o cableada a la que conectamos nuestro dispositivo multimedia: cámara de fotos, disco duro, móvil, televisor, etc., y este se conectará a la red de manera automática, detectando los otros dispositivos multimedia e interactuando con ellos, por ejemplo el televisor mostrando el contenido del disco duro si hay películas, descargando las fotos de la cámara, etc.

Con el hogar digital siendo una necesidad a corto plazo, los principales fabricantes de electrónica: Samsung, Nokia, Sony, Sharp, LG, etc., se reunieron en 2003 para establecer un estándar de comunicaciones para que así a pesar de que compráramos los aparatos de distintas marcas estos fueran capaz de entenderse a través de un sistema de comunicaciones común y así poder establecer las primeras bases de lo que sería el hogar multimedia, el sistema de comunicaciones. Este sistema de comunicaciones se llamó DLNA (Digital Living Network Alliance) y ya está integrado en la mayoría de dispositivos de gama media/alta, facilitando la comunicación entre ellos y aumentando las posibilidades multimedia de los mismos.

Logotipo que certifica que un dispositivo es compatible con DLNA

¿Cómo funciona el sistema DLNA?

La primera premisa en la que se basó este sistema es en que fuera fácil de implementar por el usuario, que este simplemente conectara el dispositivo a su red Wireless o cableada y de manera transparente se configuraran tanto los clientes como los servidores para que el nuevo dispositivo fuera detectado por el resto de dispositivos DLNA.

Puestos a hacer las cosas bien se optó por un estándar abierto y compatible con todo tipo de dispositivos y sobre todo que se sabe que funciona y muy bien, hablamos del estándar UPnP. La utilización de esta estándar implica que cuando se conecta un dispositivo no es necesario realizar ninguna configuración, ni de asignación de IP, ni de ningún otro tipo de alias ya que se hará automáticamente. Adicionalmente el dispositivo nuevo se identificará al resto de integrantes de la red, mostrando en que categoría se enmarca y en función de esta lo que puede ofrecer al resto de dispositivos.

Para comprender como funciona el DLNA primero hemos de conocer las s categorías que contempla el protocolo para dispositivos domésticos llamados HND (Home Network Device), son las siguientes:

DMS (Digital Media Servers): Son dispositivos capaces de enviar archivos multimedia al resto de los elementos de la red. Algunos ejemplos podrían ser servidores instalados en un PC, discos duros multimedia con conexión en red, etc. Estos dispositivos pueden ser localizados por cualquier otro integrante de la red.

DMP (Digital Media Players): Dispositivos capaces de reproducir los archivos multimedia alojados en los dispositivos DMS. Algunos ejemplos podrían ser televisores, teléfonos móviles, videoconsolas, etc. A priori no es necesario que estos dispositivos sean localizables por el resto de elementos de la red.

DMR (Digital Media Renderer): Mientras los dispositivos de tipo DMP son capaces de buscar contenidos multimedia y reproducirlos, los DMR sólo son capaces de reproducirlos, necesitan que otro dispositivo les busque el contenido y le muestre donde está.

DMC (Digital Media Controllers): Son los encargados de buscar contenido multimedia y mostrárselo a otros dispositivos o simplemente listar los contenidos disponibles en la red para su posterior administración. Muchas veces se combinan con los dispositivos DMR localizándole los contenidos para que estos para que los reproduzcan.

DMPr (Digital Media Printer): Son dispositivos a los que podemos enviar archivos para imprimir.

Existen otras categorías relativas a dispositivos móviles llamada Mobile Handheld Device (MHD) que es parecida a los nombrados anteriormente pero referida a dispositivos cuya ubicación no es fija, tenemos M-DMS que sería lo mismo que un DMS pero móvil, M-DMP y M-DMC. La peculiaridad de estos dispositivos respecto a las categorías anteriormente nombradas serían los dispositivos M-DMU (Mobile Digital Media Uploader), que lo que hacen simplemente es cargar su contenido a otro dispositivo DLNA (por ejemplo una cámara de fotos que copia sus fotos a otro dispositivo), también tenemos el M-DMD (Mobile Digital Media Downloader) que hace lo contrario descargarse contenido de otro dispositivo DLNA. Estos últimos están pensados para poder acceder al contenido multimedia de los mismos sin depender de la conectividad del mismo ya que este al ser móvil puede encontrarse fuera del radio de cobertura de la red.

Existen otros dispositivos menos extendidos pertenecientes a una categoría llamada HID (Home Infrastructure Device) cuya función es interconectar dispositivos MHD y HDN. Una categoría engloba los dispositivos M-NCF cuya función es convertir formatos de red y otro llamado MIU cuya función es convertir formatos multimedia.

Además de las comunicaciones, el estándar DLNA también especifica los formatos multimedia compatibles. Obligatoriamente para obtener el sello de compatibilidad con DLNA los reproductores deben de ser capaces de mostrar imágenes en formato JPG y reproducir Audio en formato LPCM y vídeo en MPEG2. Sin embargo la norma permite que estos dispositivos opcionalmente sean compatibles con imágenes PNG, GIF, TIFF, audio en formatos AC3, AAC, Mp3, WMA9 y ATRAC3plus, mientras que en vídeo podrían reproducir MPEG1, MPEG4, VC1 y MPV1. Por ello a la hora de comprar un reproductor compatible DLNA deberemos tener especial cuidado en que sea compatible con todo lo que deseamos reproducir, mirando las especificaciones del fabricante, recorriendo foros, etc., ya que el DLNA no nos garantiza la reproducción de algunos formatos interesantes como el MPEG4. Así mismo hay algunos fabricantes que ya sea de serie o mediante firmwares “no oficiales” que reproducen otros formatos a parte como puede ser los archivos MKV.

Además de la compatibilidad con diversos formatos a parte de los indispensables de la norma, algunos fabricantes suministran con su reproductor DLNA (por ejemplo con un televisor) un software de servidor que permitirá al usuario el uso de algunas acciones extra no contempladas en el protocolo original. Por poner un ejemplo algunos televisores Samsung compatibles con DLNA, vienen con un software (descargable gratuitamente desde la web del fabricante), que en el caso de instalarlo en un ordenador que hará de servidor DLNA de películas, tendremos la opción de rebobinar y pausar la película entre otros aspectos, funciones que utilizando un servidor DLNA genérico no tendremos.

Configurando una red doméstica DLNA

Infraestructura

En primer lugar para montar nuestra red doméstica necesitaremos una infraestructura, esta puede ser cableada, Ethernet ó Wireless. Dicha infraestructura es recomendable que tenga el suficiente ancho de banda como para transmitir archivos de gran tamaño, por ejemplo una red tanto cableada como Wireless de menos de 100Mbps no sería recomendable ya que los archivos multimedia podrían ir a saltos e incluso interrumpir la reproducción. La red cableada tampoco debería de ser menos de 100 y sobre todo en ambos casos ser redes con conexiones estables, es decir, no de esas que pierden la cobertura Wireless cada minuto de lo contrario no podremos utilizar el contenido multimedia correctamente.

El Servidor: Sistemas autónomos

Una vez tengamos aseguradas las comunicaciones deberemos pensar que tipo de servidor vamos a elegir, si tendremos algún dispositivo autónomo capaz de funcionar como servidor en red o por el contrario configuraremos un equipo informático.

En el caso de optar por el equipo autónomo, es decir un dispositivo que no es un PC cuya función principal no es la de ser un servidor pero que funcionar como tal. Los dispositivos más comunes son los discos duros con conexión en red. Estos pueden tener varios servidores, web, ftp, samba y como es en algunos casos DLNA.

Algunos discos duros con conexión en red que soportan DLNA son los siguientes:

LaCie Network Space

LaCie Network Space 2

Western Digital My Book World Edition II

Seguramente existirán muchos más, estos son solo algunos ejemplos de discos duros con conectividad en red que son capaces de actuar como servidor DLNA. Normalmente estos sistemas en su aplicación de configuración tienen una sección para el manejo de las opciones de DLNA que por lo menos nos permitirá reconstruir la base de datos de las películas que hay cargadas en el mismo. En el caso de no pulsar el botón de refresco de la base de datos cuando subimos una película deberemos esperar a que el propio servidor DLNA vuelva a escanear el disco duro en busca de archivos multimedia compatibles.

Aplicación de configuración del Disco duro Lacie Network Space

Algunos incluso permiten acceder al servidor DLNA que tienen instalado, en muchos casos Twonky Media Server, permitiendo configurar más en detalle algunos aspectos del comportamiento del servidor.

Configuración de Twonky Media Server

Por último también hay videoconsolas que pueden hacer de reproductor y servidor DLNA como la XBOX 360 o la PS3.

Utilizando un PC como servidor

Otra de las opciones para crear un servidor es utilizar un ordenador, en este caso existen varias opciones. Las más sencillas son en primer lugar utilizar la aplicación específica de un fabricante de dispositivos capaces de reproducir archivos mediante DLNA, que suelen dejar servidores muy sencillos de utilizar en sus web (por ejemplo Samsung) o Windows 7 con el nuevo Windows Media Player, el cual es compatible con DLNA tanto como servidor como reproductor.

Servidor DLNA de Samsung

Existe también software no perteneciente a ningún fabricante de reproductores DLNA, podemos poner algunos ejemplos pero lo recomendable es que en el momento de montar un servidor el usuario haga una búsqueda porque cada día salen docenas de servidores cada uno mejor que el anterior y con funciones extendidas, algunos ejemplos serían:

ArcSoft Total Media

XBMC Media Center

Freevo

Mezzmo

Windows Media Player

MiniDLNA

VLC Media Player

Nero MediaHome

Gestionando el Servidor Mezzmo

Existen otros muchos servidores, que es posible que se adapten mejor a las necesidades de algún usuario en concreto, estos son algunos de los más generalistas, pero como se ha dicho antes hay miles por lo tanto lo recomendable es hacer una búsqueda en el momento de instalar el servidor para estar a la última.

Reproductores DLNA

Existen dos formas de reproducir archivos DLNA, uno de ellos es comprar un reproductor y otra mediante un PC.

En el primer caso el reproductor puede estar integrado en un aparato como puede ser un televisor, un reproductor de discos ópticos, etc., o ser un reproductor exclusivamente de DLNA que se puede conectar a un televisor.

Televisores con DLNA integrados cada vez vamos teniendo más en el mercado, de todos los tamaños y de todas las marcas. Estos dispositivos suelen venir con un CD o la posibilidad de descargarse desde la web oficial del fabricante un servidor DLNA. Además es común que dispongan de varios tipos de conectividad ya se cableada o inalámbrica. Un ejemplo podrían ser los televisores Samsung LED o LCD 651, de serie 7 o superior que disponen de conexión en red y la posibilidad de comprar un adaptador para redes Wireless por aproximadamente 60€. Además tiene el DLNA extendido por lo que es capaz de reproducir películas en DivX e incluso MKV.

Televisor Samsung compatible con tecnología DLNA

También existen aparatos especiales para reproducir archivos mediante redes DLNA, no suelen ser dispositivos exclusivos para este fin sino que son además reproductores de películas USB con conexión en red con capacidad DLNA, un ejemplo sería un Western Digital TV Live HD Media Player.

Western Digital TV Live HD Media Player

Por último una de las opciones más comunes es utilizar software capaz de reproducir archivos mediante DLNA. Existen diversos programas para multitud de plataformas, PS3, Xbox, móviles, etc., en este caso nos vamos a centrar en el software para PC que es el más extendido.

Existen diversos programas, posiblemente el más fácil de utilizar para usuarios de Windows sea el Media Player 12 incluido con Windows 7, existen otros muchos programas de los cuales cabe destacar:

Cyberlink SoftDMA

Freevo

Moovida

Menú de gestión de Freevo

El primero es de pago mientras que los dos últimos son gratuitos, existe además otro software que podría también reproducir archivos en redes DLNA.

Conclusiones

Por fin los fabricantes han conseguido ponerse en algo de acuerdo de una manera que no sea mediante la fuerza bruta sino con el consenso. Ello augura que este sí parece ser que va a ser un protocolo estandarizado para el hogar digital y que los productos que se van a ir lanzando al mercado van a ser compatibles con este tipo de redes de hecho la mayoría de los televisores de gama alta ya incorporan DLNA de serie.

Esperemos que no sea tarde esta vez y que ni los consumidores ni los pequeños fabricantes estén artos de la lucha de las grandes marcas por estándares, que se fíen y que empiecen a disfrutar de las bondades del DLNA que tal y como se ha podido ver en este artículo son muchas las ventajas que este sistema ofrece para interconectar los dispositivos multimedia de nuestro hogar y lo mejor de todo es que el proceso es prácticamente automático.

Sin embargo para hacer una buena compra no debemos olvidar los roles que juega cada dispositivo DLNA ya sea como servidor, reproductor, etc., por lo que deberemos planificar antes como vamos a hacer la red y que dispositivo va a jugar cada rol: un PC, un disco duro en red, un televisor, etc. Una vez seleccionado el rol deberemos tener también en cuenta si el DLNA es con funciones extendidas o solo las básicas, siendo recomendable lo primero si queremos sacar el máximo partido a nuestra red multimedia. Y por último hay que tener en cuenta si la infraestructura de nuestra red es lo suficientemente buena como para no tener cortes y suficiente velocidad que tal y como se ha explicado antes con la mayoría de las redes locales que hay en los domicilios se puede hacer una red DLNA bastante decente. Todos estos aspectos han sido desglosados en este artículo pero como siempre ante cualquier duda no dudéis en dirigiros al foro donde intentaremos dar respuesta a vuestras preguntas y ayudaros a montar la red DLNA de la manera más óptima posible.

Fin del Artículo. ¡Cuéntanos algo en los Comentarios o ven a nuestro Foro!

Temas Relacionados: Redes Software Redes