Huawei se pasa a la gama premium con su Mate S

por Antonio Delgado 02/09/2015 2

Huawei ha querido adentrarse en el exclusivo mercado de terminales de gama "premium" con su Mate S, un terminal fabricado en aluminio en toda su estructura y que se convierte en el primero con la tecnología Force Touch.

El procesador escogido ha sido uno de la propia compañía, el Kirin 935 con 8 núcleos Big.Litte formados por dos grupos de cuatro núcleos de gama media con arquitectura Cortex A53, un grupo funcionando a 2,2, GHz y otro grupo a 1,5 GHz. Les acompañarán 3 GB de memoria RAM y 32 o 64 GB de almacenamiento interno. Podremos ampliar esta capacidad de almacenamiento con tarjetas microSD. No obstante, el slot microSD es el mismo que el de una de las microSIM. Parece que Huawei no ha sido capaz de meter dos lectores microSIM y un micro SD en todo el espacio que deja un terminal de 5,5 pulgadas.

Huawei se pasa a la gama premium con su Mate S, Imagen 1

La pantalla es de 5,5 pulgadas con resolución de 1920 x 1080 píxeles y un sistema de reconocimiento de presión "Force Touch". Esto significa que dependiendo de la presión que apliquemos a la pantalla podremos realizar distintas acciones, por ejemplo hacer zoom al apretar más fuerte. No obstante, esta característica no estará presente en todos los Mate S.

La cámara será de 13 megapíxeles con un sensor de Sony y su batería será de 4.100 mAh. Tampoco le falta el sensor de huellas tan de moda hoy en día.

El precio del Huawei Mate S será de 650 Euros si queremos la versión de 32 GB o de 699 Euros si queremos los 64 GB, sin duda unos precios considerables que le quitan de golpe a la compañía el halo de "económicos". Además, estos precios son para los Huawei Mate S sin Force Touch, ya que esa característica llegará solo a modelos exclusivos para ciertos mercados, presumiblemente con un precio aún más alto. Los modelos "básicos" llegarán dentro de dos semanas.