Coolermaster Hyper 212X

por Javier Rodríguez 26/02/2016 1
Materiales
Ventilador
Dimensiones
Precio
Web
Cobre y aluminio
120mm PWM 600-2000rpm
158x116x51mm, 598 gramos
20 Euros

Introducción

Un buen disipador no solo logra que nuestro procesador vaya más fresco, también en buena medida el resto del sistema. Con el tiempo hemos buscado disipadores que no solo ventilen bien, sino que lo hagan en situaciones de estrés. Es decir, incluso utilizando prácticas como el overclocking. El siguiente paso llegó sumando a todo eso un buen control del ruido, que el PC sea un sistema agradable de usar en estas situaciones.

Según han evolucionado los formatos y las necesidades de los usuarios se ha ido consiguiendo todo esto reduciendo los precios. El Hyper 212X que hoy probamos se puede encargar de algunos de los procesadores más potentes del mercado y hacerlo con unos niveles de ruido muy bajos y con un coste inferior a los 20 Euros.

Disipador

El Coolermaster Hyper 212X es una de las últimas creaciones de Coolermaster para la gama de disipadores económicos. Modelos que se pueden integrar en cualquier máquina, presente e incluso futura. Económica y sencilla, pero con las bases de un buen funcionamiento aprendidas durante generaciones anteriores de producto. Esto se ve claramente en su bloque de disipación.

Su estructura es de tipo torre lo que permite aprovechar la verticalidad propia de cajas modernas para lograr más superficie de disipación. Tiene un alto de 158mm y está formado en aluminio salvo las cuatro heatpipes que distribuyen el calor rápidamente por todas las láminas de aluminio. Las láminas han sido rediseñadas para lograr un nuevo y más eficiente efecto túnel. El peso total del disipador es de 492 gramos, que es un peso muy habitual en estos modelos verticales, de hecho, el Hyper 212X es bastante delgado con tan solo 51mm de grosor.

Las heatpipes son de contacto directo y sin superación entre ellas. Forman una sólida superficie de contacto con la CPU, sin intermediarios. Es un sistema ya clásico en muchos modelos de Coolermaster. Es un sistema eficiente y capaz que se basa en un modelo de disipador que todos conocemos bien y que resulta eficiente en equipos modernos con cajas que tengan un buen flujo de aire.

Pero un disipador de calidad no es nada sin un buen ventilador e incluso cada día es más importante porque debe tener un buen equilibrio entre potencia suficiente para procesadores modernos y mantener niveles de ruido bajo que nos permitan disfrutar de nuestro PC.