NOX Hummer TGX

por Javier Rodríguez 22/10/2017 4
Formatos soportados
Materiales
Tamaño
Precio
Web
E-ATX, ATX, Micro-ATX, ITX
Plásticos, cristal templado, chapa
235 x 515 x 500 mm (AN x AL x PR)
109 Euros

La serie Hummer de NOX recibe al nuevo modelo Hummer TGX como una actualización oportuna de las prestaciones de sus cajas más elaboradas. Un potente diseño, con una funcionalidad sorprendente, capaz de albergar las placas base más grandes y con una modularidad sorprendente que nos permite una gran variedad de usos y montajes.

Hoy la pondremos a prueba, con un conjunto de componentes de la misma marca, para conocer de primera mano un modelo que completa un ecosistema que NOX ha potenciado con nuevos componentes de gran calidad como son sus nuevos sistemas de refrigeración y sus nuevas series de fuentes de alimentación Urano.

Especificaciones y puertos

La nueva NOX Hummer TGX combina los materiales más buscados y los potencia siempre dentro de un rango de precios más que competitivo. Tiene tres paneles de cristal templado, dos laterales y el frontal, que suele ser un “Premium” en precio en muchas otras marcas. Está construida en chapa SPCC de .9mm de espesor, en negro como única opción de color, cristal templado de 4mm tintado en negro y plástico. Todos bien combinados, sin vibraciones y con suficiente capacidad de entrada de aire para una refrigeración perfecta.

En su interior podemos instalar placas base de formatos entre el ITX y el Extended ATX. Por supuesto cualquier placa base de tamaño intermedio, como Micro ATX o ATX son también bienvenidas. En su interior podemos instalar tarjetas de hasta 430mm de largo, disipadores de hasta 175mm de alto y fuentes de hasta 275mm de largo.

Es una caja con unas dimensiones de 235x515x500mm y un peso en vacío de casi 11Kg. Es una caja semitorre de dimensiones muy estándar, quizás un poco más ancha de lo habitual, pero eso se traduce también en mucho espacio para una buena gestión del cableado. Internamente está montada en dos compartimentos, que podemos modularizar para adaptar a cualquier necesidad. Basta con retirar los paneles que separan a la fuente y las bahías de disco del resto de la caja para tener una caja completamente diáfana. Es un diseño muy utilizado en cajas de última generación y la Hummer TGX lo es.

La Hummer TGX viene equipada con todo lo necesario para echarla a andar, desde ventiladores, de los cuales hablaremos después, hasta un sistema de montaje sin apenas tornillería. Su frontal es completamente limpio, solo con la presencia de sus ventiladores y su elegante frontal en cristal, y el panel de conectores frontal es realmente versátil.

Tiene un total de cuatro puertos USB, dos de tipo-A USB 3.0 y otros dos de tipo USB 2.0. El frontal también cuenta con los leds y botones habituales y añade un control secuencial para su sistema de leds y también un control de ventiladores con tres posiciones de velocidad. Se echa de menos que los fabricantes apuesten más por el conector USB-C, lo hicieron durante sus primeros meses de vida, pero ahora parecen haberse olvidado de un conector que está destinado a ser el futuro, si o si, de la conectividad USB.

El diseño incluye también filtros de polvo estratégicamente situados, de fácil extracción o incluso magnéticos como el de su zona superior y es una caja muy fácil de desmontar para su limpieza y mantenimiento. La gestión del cableado no es uno de sus fuertes, aunque tiene los elementos necesarios para una ordenación adecuada, en cualquier caso, tendremos que ser escrupulosos en su montaje puesto que la parte trasera también cuenta con un panel de cristal templado.

La NOX Hummer TGX incluye 8 slots de ampliación que deberían ser más que suficientes para las placas base con más capacidad conectiva. No tiene opción, no fácil, para el montaje de gráficas en posición vertical, pero si otras funcionalidades muy llamativas que veremos ahora después en nuestro análisis de su capacidad de almacenamiento y refrigeración.