ASUS Padfone

por Javier Rodríguez 14/06/2012 10

Introducción

Introducción.

El ASUS Padfone es un terminal hibrido. Un Smartphone Android de última generación, con las prestaciones que esperamos de un terminal de 2012, pero con algunos trucos añadidos que hasta ahora no habíamos visto como es la capacidad para ser el corazón funcional de un Tablet de 10” con entornos personalizados para cada faceta pero con unos resultados espectaculares. Un terminal especial, que no será económico, pero que puede cubrir las necesidades de los que quieren teléfono y Tablet pero de una forma sin duda muy especial.

Padfone. Teléfono.

Hablamos de un terminal con pantalla de 4.3”, muy manejable, con pantalla Súper AMOLED multitáctil de 960x540 puntos de resolución, protegida por un cristal Corning Gorilla Glass. Es un terminal diseñado para Android 4.0 sin botones principales y simplemente con botones de control de volumen y encendido. Su chasis es metálico con acabados en plástico y es muy manejable y ligero. Líneas curvas, buena posición de los conectores y muy ligero.

Su electrónica cuenta con un procesador Qualcomm Snapdragon S4 de doble núcleo con una frecuencia de 1.5GHz. Es un procesador ágil y potente que maneja al Padfone con soltura tanto en su modo teléfono como modo Tablet. ASUS ha hecho un gran trabajo con la integración de Android 4.0  y esto se demuestra en la agilidad de movimientos de la “home” así como en la carga y proceso de las apps y tareas más habituales. 1gB de memoria DDR2 de bajo consumo nos da el aporte de memoria adecuado para una multitarea intensa.

La conectividad es la habitual con Bluetooth, Wifi-N, A-GPS y modos HSPA+  con velocidades de descarga de 21Mb y hasta 5.76Mb de subida. Los sensores son los habituales con sensor gravitatorio, Brújula electrónica, giroscopio, sensor de proximidad, luz ambiental, movimiento y un sensor de vibración en la Padfone Station. Los conectores que encontraremos son Micro USB (carga y datos), Micro HDMI (hasta 1080p con duplicación de pantalla) y una conexión de auriculares o manos libres.

El almacenamiento corre a cargo de varias configuraciones de memoria interna: 16, 32 y hasta 64GB, a los que se suma un slot Micro SD con el que podemos añadir hasta 32GB mas de capacidad. Las cámaras integradas son una frontal de tipo VGA (640x480) para videoconferencia y una cámara trasera bastante más capacitada con 8mp de resolución, enfoque automático con toque en pantalla y modos de video de alta definición. Mi experiencia con ella es buena en exteriores pero no es un teléfono que vaya a llevarse premios por la óptica de su cámara. La ventaja es que tiene flash integrado, bastante potente, así que nos permitirá salir del paso con algo de dignidad. Lo que si sobresale es la calidad de video de alta definición, es perfecto para este tipo de uso en casi cualquier entorno.

Lo mejor del terminal es sin duda que es ligero, compacto y su pantalla es mejor que buena. Es de una gran calidad, tiene un contraste excelente, negros perfectos y un buen ajuste de brillo que le permite una visualización adecuada en entornos con mucha luz. Es casi tan buena como la pantalla de un Galaxy Note por hacer una referencia rápida a una de las mejores pantallas del mercado. Su procesador acompaña verdaderamente bien, de hecho creo que no hace falta recordaros lo eficiente de este procesador de Qualcomm así que creo que ASUS ha hecho la elección adecuada para dar a su primer terminal con aspiraciones la potencia necesaria para que este a la par de los más grandes de esta generación.

Padfone Station

Padfone Station.

La Padfone Station es una pantalla con un dock para el teléfono, un par de botones y una gran batería en su interior. Esto es lo que se ve a simple vista pero es un complemento sobresaliente para un teléfono de gran calidad. El diseño es parecido al del Transformer original y comparte con este su diseño de pantalla de 10” con panel IPS de gran calidad y resolución de 1280x800 puntos. Lo que no se ve es la impresionante batería de 6600mAh que alberga en su interior y que nos permitirá cargar nuestro teléfono a la vez que disfrutamos de una pantalla grande y generosa con más resolución y adecuada para esos modos tablets que tanto se agradecen de vez en cuando.

La Padfone Station nos permite eliminar un producto de la ecuación, nos permite llevar toda nuestra información sea teléfono o Tablet pero lo que también permite este conjunto es mantener escritorios completamente independientes y mantener también la ejecución de las aplicaciones que estuviéramos usando en un modo u otro. A esta tecnología la llama ASUS  Dynamic Display y logra que tengamos nuestro escritorio o “home” independiente estemos en modo teléfono o modo Tablet. Además recuerda las aplicaciones que teníamos en ejecución y nos devuelve a ellas de forma inmediata. Si estás viendo una película en tu Tablet y sacas el teléfono al volverlo a conectar volverás al reproductor de video para continuar con tu momento de relax. Es un comportamiento realmente eficiente, con cambios rápidos (2-3 segundos al conectar), que nos permite usos independientes teléfono-tablet con la ventaja de tener todo en uno.

Además de batería, una gran batería, que permite cargar hasta 4 veces la batería de 1520mAh del Padfone, Esto aumenta la autonomía del dispositivo, para aquellos que viajan seguro que les sonara a música celestial, hasta las 63 horas de tiempo de conversación. En nuestras pruebas de “campo” esto se traduce en hasta 4 días sin necesidad de cargar el teléfono con un uso intensivo de datos, Wifi, GPS, etc. Además existe otra forma de casi duplicar esta autonomía, como veremos después.

¿Y si estoy en modo Tablet y me llaman? Solucionado. El Padfone Station cuenta con un puntero capacitivo que además funciona como manos libres. Tiene su altavoz, su micrófono, su control de volumen, su vibrador y una batería capaz de funcionar varios días ininterrumpidamente. Se carga por Micro USB y es una auténtica gozada porque nos permite coger las llamadas con solo pulsar un botón. También podemos optar por usar el micrófono, el altavoz y la webcam integrada en la Padfone Station y usar el Tablet tal cual para hacer y recibir llamadas. Ambos modos están accesibles. Además la webcam integrada en el Padfone Station aumenta la resolución hasta los 1.3mp para videoconferencias de alta definición. Como veis se han cubierto casi todo los flancos pero quizás echamos de menos algún conector USB adicional, sobretodo de tamaño normal o quizás un lector de tarjetas SD de tamaño también normal.

La mecánica de uso es sencilla. Deslizamos el teléfono por una ranura en el dock del Padfone Station y el Tablet comienza a funcionar. La pantalla extrae energía de la batería del Padfone Station y el telefono se carga de forma simultánea. Si la batería de la base se acaba, se acabó el modo Tablet pero el teléfono seguirá funcionando con lo que reste de batería. Cuenta con un botón de encendido y el teléfono queda completamente protegido. La cámara trasera sigue con sus funciones con dos taladros en la carcasa de protección. Tenemos también control de volumen a un lado y un único altavoz trasero (muy potente). Tres conectores entran en contacto con el teléfono al colocarlo en la base: micro USB, Micro HDMI y un conector propietario de 3 contactos que hará las veces de conector de audio tanto de entrada como de salida. Aunque habrá que ver con el tiempo como se comporta a mí el mecanismo me parece bastante sólido y resistirá bastante bien el paso del tiempo. Lo mejor es que la pantalla y el teléfono quedan completamente protegidos y no sufrirán daño alguno tanto en la entrada como en la salida.

Padfone. Dock teclado

Padfone. Dock teclado.

Tres en uno. Esto es lo que consigues con el accesorio adicional que ASUS comercializara para el Padfone. Puedes colocar tu teléfono en el Padfone Station para convertirlo en un Tablet y el Padfone Station en el Station Dock para convertirlo en un netbook con un teclado y funcionalidad muy similar al que ya encontráramos en el primer Transformer de ASUS. Aumenta la batería en otros 5000mAh, aunque ASUS no da detalles, aumentando la autonomía del Tablet en 5 horas de uso real desde las 8 que ya consigue por sí solo. El dock carga el Padfone Station y este carga el teléfono.

El teclado de es de 94 teclas con un tamaño del 90% y un diseño chiclet. Dispone también de un touchpad y encontraremos dos conectores USB de tamaño normal además de un lector de tarjetas SD que ahora soporta formatos de hasta SDXC de alta capacidad y alta velocidad. El diseño, muy similar al Transformer, no acaba de dar un acabado uniforme al diseño del Padfone Station. El color cambia un poco y el diseño también además al cerrar el teclado se queda un par de milímetros pequeño. Aparte el ángulo de apertura se queda corto con respecto al propio Transformer así que no tendremos tanto rango de inclinación como sería necesario en algunas situaciones.

Para mi este accesorio es artificial y le hace perder al Padfone + Padfone Station ese formato tan especial que consigue y buena parte de su esencia. Como es un accesorio ASUS no nos va a hacer pagar por el si no lo queremos pero un rediseño, quizás con algo más personalizado, sería de agradecer. Quizás para el Padfone 2 ASUS tenga más tiempo  de desarrollar algo más adecuado para su excelente conjunto de teléfono+Tablet.

Padfone. Experiencia

Padfone. Experiencia.

El Padfone es toda una experiencia. Tener un teléfono que se convierte en Tablet es sin duda una gran experiencia y es el tipo de funcionalidad con el que se puede competir y llamar la atención en un mercado que se está haciendo realmente complicado. El teléfono en si no es ninguna novedad, salvo quizás por su ligereza, pero otros antes que él ya llevaban este procesador, esta cantidad de RAM, tanto o mejores cámaras, etc. La novedad del Padfone es que es un gran teléfono. Es bonito, es rápido, tiene una gran pantalla y encima podemos convertirlo en un Tablet compartiendo una única fuente de información, una única tarjeta SIM  y encima cuando lo convertimos en Tablet a su vez le estamos cargando la batería y encima aprovechamos aún mejor la potencia de este procesador S4 de Qualcomm con una pantalla más grande y más resolución.

En nuestra experiencia con la autonomia del Padfone hay que aclarar varias cosas. Primero es que el Station no se peude alimentar del telefono y segundo el telefono al conectarlo en el Station la funcion automatica de alimentacion hace que se recargue el movil. Asi que podemos tener 10 horas de tablet y cuando saquemos el telefono este deberia estar cargado al 100%.

En cuanto al sistema operativo pues ninguna novedad interesante salvo las aplicaciones de notas, de gran calidad y alguna otra personalizada que añade ASUS. Si me gusta el panel de control en pantalla que da mucho acceso rápido al hardware y que ya es un clásico en los productos Android de ASUS. ICS se mueve bien, nos da acceso a todas las novedades del sistema y ASUS suele ser garantía de actualizaciones bastante agiles sin dejar de lado, como otras marcas aún más importantes, a sus usuarios.

Para los que usamos el teléfono y el Tablet más para trabajar que para jugar os garantizo que os satisfará plenamente. El disponer de un slot MicroSD lo hace un teléfono de alta capacidad sin grandes inversiones y su modo dual nos permite acceder a todo tipo de aplicaciones y la conexión 3G estemos en modo teléfono o Tablet siempre es una bendición. No cabe la menor duda de que también es un buen aparato multimedia y que en su dualidad de funciones hace casi todo bien ya que en modo Tablet pesa unos 740gr y en teléfono apenas 140gr. Esto lo hace ligero como teléfono y adecuado como Tablet. Las autonomías son geniales, sobre todo si combinamos ambos modos a diario, su puntero manos libres es una obra de arte realmente funcional (la primera vez puedes pasar algo de vergüenza poniéndotelo en la cara) y su escritorio independiente en modo Tablet y teléfono hace que disfrutemos de entornos completamente personalizados en ambos modos de trabajo. Es un aparato magnifico que a profesionales les permitirá aumentar autonomía, reducir costes y también viajar más ligero.

Su coste será algo elevado, en combinado, esperamos un precio recomendado alrededor de los 700 Euros con el Padfone Station sumándole otros 100 Euros si queremos optar por el teclado-dock. Si tenemos en cuenta que es un Tablet de prestaciones medias, de 10”, por tanto en torno a los 350 Euros de coste y como teléfono podría ser comparable a modelos como el HTC One S podemos decir que un precio de 700-750 Euros es más que interesante. Sin duda es una inversión fuerte de primeras pero nos llevamos dos aparatos muy bien trabajados...

Análisis y Conclusión

No es el mejor teléfono del mercado. Tampoco es el mejor Tablet. El Padfone es un gran teléfono y en modo Tablet un aparato original y versátil. Su fuerte no es en la independencia sino en cómo trabaja con su Padfone Station. Un teléfono con un buen procesador, rápido y ágil, ligero, con una autonomía buena y las prestaciones que podemos esperar de un teléfono de buenas prestaciones, no el mejor pero si con capacidad para pelear con teléfonos de gama muy alta de esta generación.

Con su Padfone Station el Padfone se convierte en algo fuera de lo común. Un dispositivo dos en uno con un modo de trabajo que no nos esperábamos por su nivel de eficiencia y prestaciones. No es una pantalla de 10” con un conector de video y datos. Gestiona sus dos modos de trabajo de forma independiente y se convierte también en un sistema excepcional de alargar la autonomía del teléfono. Su manos libres en forma de puntero capacitivo es la guinda de un pastel bien horneado y sin duda ASUS tiene un magnifico producto con el que competir de tú a tú con los más grandes desde un punto de vista original que les vuelve a colocar como una marca que sabe arriesgar en sus diseños pero sin hacer chapuzas.

  • Producto: ASUS Padfone.
  • Fecha: 14/06/2012 20:47:33
Tags: ASUS Gadgets
Secciones: Smartphones Tablets