Silverstone Raven RVZ02

por Javier Rodríguez 12/11/2015 1
Fomrato placa
Formato fuente
Grafica
Precio
Web
Mini-ITX
SFX, SFX-L
doble slot hasta 33cm
Desde 100 Euros

Introducción, construcción y tamaño

Introducción

Qué lejos quedaron los tiempos de las cajas cuadradas de color blanco y qué variedad de opciones tenemos actualmente para montarnos equipos potentes en tamaños antes imposibles. Mejores procesadores, mejores tarjetas gráficas y sistemas de ventilación más elaborados se combinan con formatos espectaculares y reducidos como es el caso de la Raven RVZ02 de Silverstone. Una caja que sorprende por su delgadez pero que tiene un sistema muy inteligente para que combinemos los procesadores más modernos y gráficas de hasta 13” de largo.

Construcción y tamaño

La Raven RVZ02 es una caja de muy reducido volumen interno, apenas 12 litros, con unas dimensiones que destacan sobre todo en cuanto al perfil de la caja. Tiene menos de 90mm de ancho con 380x370mm de largo y ancho. Podemos usarla verticalmente, con dos patas que trae a dicho efecto, o tumbada. Personalmente creo que su diseño térmico es para ser usada en vertical y tampoco es una caja que nos vaya a ahorrar espacio poniéndola tumbada puesto que no la veo lo suficientemente sólida para ponerle nada encima.

Está fabricada en una combinación de chapa de 0,6mm de espesor con plástico en el frontal y acrílico en los laterales. Está bien diseñada puesto que el grueso del peso de los componentes internos quedarán en la parte baja de la caja ofreciendo más estabilidad al conjunto.

La caja está completamente pintada en negro y está diseñada para albergar un PC basado en formato de placa Mini-ITX. Entra una placa en este formato y una fuente de tipo SFX o SFX-L. Este tipo de fuentes podemos encontrarlas ya en potencias más que respetables de hasta 650-700w. La propia Silverstone tiene modelos con esta potencia perfectamente diseñadas para ser montadas en esta caja.

La fuente queda en el frente de la caja pero el cable de entrada se canaliza hasta la parte posterior, para que quede más oculto y sea mas cómodo para el usuario.

La Raven RVZ02 admite también tarjetas gráficas de doble slot con hasta 13” de largo. Esto incluye a casi cualquier tarjeta de gama alta que hay en la actualidad. Con la fuente adecuada podemos tener un PC que nada tenga que envidiar a volúmenes mucho más grandes.

La caja tiene espacio para una gestión del cableado adecuada, no excelente pero sí adecuada, y capacidad para instalar hasta tres unidades de almacenamiento y una unidad óptica Slim. Las dos bahías principales de disco son de 2.5”, con un ingenioso sistema de montaje sin herramientas y compatible con unidades de 9.5 y 7mm de grosor.

La tercera posición o bahía de disco, compatible con unidades de 2.5 o 3.5 pulgadas, solo es hábil si no usamos tarjetas gráficas de más de 6-7” de largo, menos de 20cm de largo. Es equipamiento suficiente para montar un PC de altas prestaciones, más si tenemos en cuenta que ahora muchas placas montan puntos de fijación de unidades de almacenamiento ya sean mSATA, M.2, etc.

El peso de la Silverstone Raven RVZ02 es de 3.3Kg en vacío, muy ligera, y con los componentes que podemos montar se quedará en torno a los 5-6Kg de peso una vez montada. Muy transportable para el que tenga intención de moverla a “partys”, etc.

 

En el frontal de la RVZ02 encontraremos dos puertos USB 3.0 y los conectores HD Audio habituales en cualquier caja. Yo pediría cuatro, dos de tipo 2.0, pero casi se agradece que no tengamos que gestionar otro cable más hacia la placa base.

Dos versiones

Dos versiones

Silverstone nos ofrece este modelo en dos variantes. La que estáis viendo en todas las fotos de este análisis son del modelo SST-RVZ02B-W. Se trata de una variante con laterales acrílicos en las zonas de respiración de la caja. Tiene un efecto interesante puesto que el panel hace la curva de la propia caja. Dispone de una zona enrejillada para que se mantenga la capacidad de entrada de aire, y salida, adecuada para la ventilación de un sistema tan compacto.

El modelo SST-RVZ02B es la variante más tradicional, pero tiene para mí una ventaja importante. Las zonas de ventilación, que son prácticamente iguales al modelo de ventana, tienen filtros de entrada que mantendrán nuestro ordenador mucho más limpio que el modelo de ventana acrílica. El resto de características son completamente iguales. No hay cambios funcionales.

Aunque de este modelo solo tenemos estas dos variantes, los más despiertos encontrarán similitudes más que sospechosas en el modelo Milo ML08 de esta misma marca. Esta variante añade un asa superior, para transporte, que bien le valdría también a la Raven.

Montaje y distribución

Montaje y distribución

Las cajas compactas nunca son fáciles, pero en este caso Silverstone ha aprovechado el uso de unidades de almacenamiento de bajo perfil, como su óptica Slim o sus bahías de discos de 2.5”, para dejar hueco a una tarjeta gráfica de grandes dimensiones (33cm de largo y 12cm de alto). Lo hace con un curioso método ya que dentro del mismo perfil deja hueco en la zona baja para placa base y en la superior, pero completamente aislada, a la tarjeta gráfica. De este modo se compartimenta la caja.

Tener que usar dos "riser" no es la situación ideal, pero funciona.

La Raven RVZ02 es sencilla de montar y está bien trabajada, pero está claro que en tan poco espacio no hay muchas opciones para ocultar cableado. También nos hemos dado cuenta de que algunas placas base ITX con posiciones poco habituales en los conectores de fuente, pueden tener algunos problemas con el largo de los cables.

Nosotros hemos probado a montar la magnífica Asrock X99E-ITX, sin éxito. Esta placa base es poco convencional y el disipador que viene de serie no da el perfil para poderse instalar en esta caja. El máximo alto que admite es del 59mm. Silverstone ofrece una solución adecuada en su AR06. Un disipador orientado a procesadores de unos 100w que es lo que yo montaría en esta caja si lo que busco es un funcionamiento eficiente y con temperaturas y ruido dentro de lo razonable.

Es una caja que nos ofrece accesorios suficientes para una fijación más que correcta de todos los componentes. Sin duda pensando en su transporte. Doble fijación de la fuente, soporte adicional para la tarjeta gráfica y unos “risers” de PCI Express sólidos y de calidad. Todo va incluido de serie, menos la fuente claro está, para que podamos montar el ordenador desde 0.

El montaje es sencillo y el acabado muy profesional. Eso sí, las primeras veces, la pestaña que nos deja acceso a los conectores frontales, la encontraremos verdaderamente dura.

Ventilación

Ventilación

La Raven RVZ02 no monta un solo ventilador dentro de su chasis. Los únicos ventiladores que veremos instalados en su interior serán los que pongamos nosotros en la CPU y el que traiga de serie la gráfica que queramos montar, sí que queremos hacerlo.

Toda la ventilación de la caja depende de su diseño compartimentado. La gráfica tiene su zona de disipación y la CPU la suya y ninguna de las dos interfiere en la otra. Pensando en que la GPU requerirá más ventilación, que es lo normal, Silverstone ha situado el compartimento de la GPU en la parte más alta para que tenga un escape más directo.

La CPU se beneficiará de una entrada de aire de grandes dimensiones apoyada también por el ventilador de la fuente de alimentación. Podemos hacer un overclocking moderado de CPU sin el más mínimo problema, dependerá más del ruido que queremos que haga el ventilador que instalemos en la CPU.

La caja se puede usar tumbada pero la forma más eficiente de ventilación de este modelo es en vertical. Se ha diseñado para ello y es lo que el fabricante aconseja. Si la vamos a usar con procesadores de bajo consumo, sin GPU o con una GPU de bajo consumo, podemos plantearnos el posicionamiento horizontal.

Análisis y conclusión

Análisis y conclusión

Silverstone tiene uno de los catálogos de cajas más extensos del mercado. Casi no hay factor de forma que no hayan explorado, pero la Raven RVZ02 es seguramente la caja más fina, destinada a ordenadores completos, que hayan sacado hasta la fecha.

Que podamos montar un ordenador potente, incluidas gráficas de más de 30cm de largo. Todo con un diseño que aísla completamente a los dos elementos de más calor dentro de un PC y que nos permite montar un ordenador realmente potente en una fracción del espacio necesario habitualmente.

Esta caja tiene 12 litros de volumen, dos más que modelos de PC montados muy compactos como los Nightblade MI de MSI o el ASUS G20. Esta caja se vende por unos 100 Euros (el modelo normal, la acrílica desde los 112 Euros), impuestos incluidos, y una fuente de 500W, en formato SFX, como la Silverstone SX500 cuesta también unos 100 Euros. Podemos, por tanto, montar un Pc de las características de los mencionados anteriormente con un ahorro notable y mantendremos unos niveles de calidad iguales, o mejores.

  • Producto: Silverstone Raven RVZ02
  • Fecha: 12/11/2015 13:32:40
Secciones: Cajas de Ordenador