El ordenador cuántico está a la vuelta de la esquina gracias a un reciente desarrollo

por Antonio Delgado 18/10/2016 2

Investigadores de la Universidad de New South Wales, en Australia, han creado un nuevo método para conseguir qubits (un sistema cuántico que puede cambiar entre dos estados, algo "similar" a un bit eléctrico de 0 y 1 pero con un estado adicional de superposición, ambos valores a la vez) 10 veces más estables de lo que se había conseguido hasta ahora. 

Los qubit son la unidad básica en la computación cuántica, sin embargo, uno de los principales problemas a los que se enfrentan los distintos desarrollos de ordenadores cuánticos es su inestabilidad, algo que reduce drásticamente la capacidad de cálculo de estos ordenadores.

Los investigadores del proyecto han conseguido crear un nuevo tipo de bit cuántico, llamado "Dressed Qubit", "Qubit vestido" que es capaz de mantenerse estable durante un tiempo 10 veces superior al conseguido hasta ahora, lo que permite realizar cálculos más largos. 

El ordenador cuántico está a la vuelta de la esquina gracias a un reciente desarrollo, Imagen 1

Este "vestido" se crea con un electrón girando fusionado con un campo electromagnético fuerte, consiguiendo más versatilidad y durabilidad que el electrón por sí solo. El qubit se hace estable al colocar un átomo de fósforo en un chip de silicio con el campo magnético oscilando en frecuencias de microondas, controlando esa frecuencia es posible variar la estabilidad del sistema y neutralizar el ruido aleatorio que puede afectar al qubit, permitiendo un control del qubit mucho mayor que el que se conseguí en qubit "desvestido".

Esto abre nuevas posibilidades en el ámbito de la computación cuántica, una rama de la computación de la que llevamos muchos años escuchando hablar pero que, a día de hoy, todavía está en una fase temprana de desarrollo con empresas de la talla de Google invirtiendo con fuerza en ella. Con este nuevo descubrimiento el ordenador cuántico está más cerca de ser una opción viable.