Nuevas placas base TUF de ASUS con chipset Z87

por Antonio Delgado 16/05/2013 2

ASUS nos ha mostrado todos sus nuevos modelos de placas base con el nuevo chipset Z87 que acompañará a los procesadores Intel Core de 4ª Generación. Dado el gran número de placas presentadas, vamos a mostraros con detalle cada gama por separado para poder centrarnos en las nuevas características.

Empezamos con las TUF Series (The Ultimate Force), una serie de placas base con componentes de grado militar, colores que recuerdan también al ejército, y una durabilidad superior a las placas base convencionales. Su mayor representante es la ASUS Sabertooth que hemos podido ver en distintas versiones y varios chipsets y con ese modelo vamos a empezar.

La ASUS Sabertooth Z87 es una placa base con formato ATX convencional que incluye el nuevo chipset Intel Z87 con socket LGA 1150, una evolución del actual LGA1155 con 5 pines menos. Lo rodean 4 slots para memoria DDR3, con un máximo de 8 GB por slot, es decir, soporta hasta 32 GB de memoria RAM. Cuenta con tres puertos PCI Express 16x, dos de ellos cumpliendo la norma PCIe 3.0 y funcionando a 16x para SLI o Crossfire en multiGPU, el tercero se queda en 4x, justo alrededor encontramos tres PCIe de pequeño formato para tarjetas de sonido u otras tarjetas de expansión.

Naturalmente cuenta con SATA 6 Gbps, 10 puertos y dos eSATA, así como 6 puertos USB 3.0, dos de los cuales son internos para el frontal de la torre, y 8 USB 2.0. Cuenta con tarjeta de sonido de 8 canales y tarjeta de red Ethernet a 1Gbps. También salida HDMI y DisplayPort para la gráfica integrada en los procesadores.

Nuevas placas base TUF de ASUS con chipset Z87, Imagen 1

Hasta aquí las especificaciones convencionales, pero lo que hace diferente a esta placa son sus componentes, como los condensadores o MOSFETs de grado militar fabricados en Japón, que ofrece hasta 5 veces la durabilidad de unos convencionales. También mantiene el llamado Thermal Armor, una cubierta que protege la placa contra el polvo y permite un flujo de aire interno gracias a dos ventiladores, en esta ocasión se complementa con el TUF Fortifier, una cubierta trasera que ayuda a disipar el calor y hace la placa mucho más resistente ante dobleces en su colocación. También, en este nuevo modelo, el flujo de aire puede regularse con una válvula de flujo que permite priorizar la refrigeración de los VRM o cerrarla para que maximizar la refrigeración de los disipadores de la placa cuando tenemos refrigeración líquida.

Con el software Thermal Radar 2 podremos controlar la temperatura y ventiladores de toda la torre gracias a las sondas de temperaturas incluidas con la placa

Nuevas placas base TUF de ASUS con chipset Z87, Imagen 2

Ahora viene el turno de la más pequeña de la familia TUF, la ASUS Gryphon Z87, un modelo en formato microATX que conserva la mayoría de características diferenciadoras de la serie TUF y de la Sabertooth, con un máximo de 32 GB de RAM DDR3 en 4 slots, chipset Z87, 3 puertos PCI-Express 16x, dos de ellos 3.0 y un tercero 2.0 a 4x, a parte de un PCIe de pequeño formato. Mantiene la salida HDMI y DisplayPort, la tarjeta de sonido integrada de 8 canales y su número de puertos se reduce a 6 SATA 6Gbps, 6 USB 3.0 (2 frontales) y 8 USB 2.0.

Nuevas placas base TUF de ASUS con chipset Z87, Imagen 3

En esta ocasión la Gryphon Z87 no cuenta de serie con el Thermal Armor ni con el TUF Fortifier, si no que la compañía ha decidido lanzarlo como un accesorio llamado Armor Kit que se venderá por separado, incluyendo estos elemento, tapas para la suciedad, un destornillador y cables sonda de temperatura, una decisión que no acabamos de entender y dudamos de que se lleguen a vender muchas unidades de este accesorio. Sea como sea, esta placa mantiene los componentes de alta durabilidad de grado militar y de alta durabilidad, por lo que no deja de ser una opción muy interesante para equipos de pequeño tamaño.