ZeroTherm HC92 Cu. Mejorando la disipación de la 8800GT

por Javier Rodríguez 08/11/2007 ...

ntroducción

Introducción

Hacía tiempo que no probábamos a modificar el sistema de refrigeración de una tarjeta grafica. Os vamos a mostrar las virtudes del nuevo HC92 Cu de Zerotherm que no podía llegar en mejor momento a nuestro laboratorio justo con el lanzamiento de las nuevas 8800GT de Nvidia. Sustituiremos el disipador de serie de esta grafica por el Zerotherm y compararemos los resultados. Nos permitiréis también que nos reservemos nuestros resultados con las 8800GT para un artículo dedicado a tal fin y que esta vez empecemos por modificarla para eliminar alguno de sus “peros”.

ZeroTherm HC92 Cu.

Este nuevo disipador de Zerotherm para tarjetas graficas va mas allá de las soluciones para reducción de ruido de que disponía la marca hasta ahora. Este nuevo modelo sirve tanto para el entusiasta que quiere el máximo rendimiento en su PC como para el que busca reducir el ruido de su máquina usando una grafica potente pero con sistema de refrigeración pasiva.

Se trata de un disipador masivo aunque no tan enorme como otras soluciones que podemos encontrar en el mercado. Esta fabricado completamente en cobre y usa cuatro heatpipes para distribuir el calor por todo el cuerpo del disipador. Es un disipador versátil y completo que nos añade todo lo necesario para refrigerar los diversos componentes de la tarjeta gráfica.

También es un disipador casi universal ya que la única grafica para la que no está pensado son las 2900XT de ATI. El resto, incluidas todas las 8800 de Nvidia, están cubiertas por este disipador y los disipadores añadidos que vienen con él. El conjunto también añade un sistema de control de vueltas para que podamos elegir el tipo de refrigeración que queremos para nuestra tarjeta gráfica.

Pero también es grande, muy grande, sobretodo con ventilador ya que ocupara tres slots incluido el de la propia tarjeta. No es un sistema para montar Crossfire ni SLI pero según funcionan estos sistemas no sé quién puede ser tan incauto de montarlos en su PC así que no debería haber muchos problemas para alojar este disipador en cualquier PC.

Cambiando el disipador

Cambiando el disipador.

Existen dos versiones del HC92 Cu, una pensada para 8800 y otra normal, en realidad son iguales salvo que la versión de 8800 trae algunos disipadores añadidos para las etapas de alimentación de las 8800. Os aconsejo que compréis esta versión ya que nunca se sabe. Por lo demás son idénticas así que lo que os contemos aquí se aplicará a ambas versiones.

Lo primero antes de comprar un disipador de estas características es saber si nuestra tarjeta será compatible con él. Actualmente Zerotherm no nombra oficialmente a la 8800GT como una tarjeta soportada pero la estructura física de las 8800GT es idéntica a la de las 7900GT y GTX así que sabiendo que estas gráficas son compatibles entonces está claro que también lo será la 8800GT. La 8800GT no requiere de disipación adicional en la alimentación de la GPU así que podemos montar cualquiera de los dos modelos del HC92 Cu pero el modelo pensado para 8800 nos ofrecerá algunos disipadores más que podemos añadir si nuestra intención es realizar overclocking.

El HC92 Cu permite tres modos de uso, nosotros probaremos dos de ellos en nuestro artículo, concretamente los más radicales que son sus configuraciones pasivas y para overclocking. Una vez seleccionado como queremos usar nuestra grafica es hora de retirar el disipador de serie que viene con ella.

En el caso de la 8800GT bastara con retirar los tornillos con muelles que vemos por toda su parte posterior. Son unos 20 tornillos en total. Al retirarlos tendremos cuidado al levantar la grafica, es algo delicado y debemos tratarlo como tal. Cuando levantemos un poco veremos que el ventilador de la grafica tiene un conector oculto tras el embellecedor del disipador oficial. Esta por la zona superior de la gráfica, lo retiraremos con cuidado y tendremos ya todo el disipador fuera. Mi consejo es que para no perder tornillos los volváis a colocar en el disipador para que queden siempre con él.

Es tiempo de limpiar bien toda la pasta térmica tanto de GPU y memoria

como del resto de componentes.

Tras retirar la pasta térmica colocaremos los disipadores.

Lo primero después de retirar el disipador es limpiar los restos de pasta térmica de todos los elementos que hayan estado en contacto con ella. Esto lo haremos con papel higiénico o un paño que no suelte fibras mojado en alcohol. El alcohol evapora en cuestión de segundos y no deja restos en las superficies así que es un elemento barato, disponible en todas las casas y 100% seguro para este tipo de operaciones.

Cambiando el disipador. Continuamos

Cambiando el disipador. Continuamos.

Después de retirar la pasta térmica con alcohol debemos de posicionar los disipadores secundarios en los elementos que creamos convenientes. Si nos fijamos en las zonas de contacto del disipador original podremos tener una clara idea de que tenemos que disipar. Las zonas de contacto del disipador original tienen unas láminas con pasta térmica y fibra que nos servirán de diana. Es fundamental que los disipadores queden bien colocados en su sitio y nos aseguremos que la fijación es la apropiada. Todas las memorias deberán tener su disipador si queremos los mejores resultados así que si tenéis que prescindir de disipar algo que sean los componentes añadidos de los que hablábamos, elementos de alimentación en general. Al menos en una 8800GT podremos prescindir de ellos, no así en una 8800GTS, GTX o Ultra.

Estos disipadores tienen adhesivo de dos caras.

Así que tras limpiar podemos colocarlos con cuidado pero firmemente.

Una vez colocados todos los disipadores secundarios pasaremos

al disipador principal.

Una vez colocados los disipadores secundarios pondremos pasta térmica sobre la superficie de la GPU, una capa fina que extenderemos por toda la superficie uniformemente. Una vez terminada esta tarea es el momento de colocar el cuerpo principal del disipador. Bastara con colocar los tornillos con doble rosca en la posición que indica el manual para cada tarjeta, en nuestro caso seguiremos la guía de las 7900 de Nvidia, y pasaremos los tonillos por la tarjeta hasta que veamos que todos están posicionados en su sitio. Ahora solo basta colocar los tornillos con muelle de rosca fácil, que aplicaremos siempre en diagonal, primero uno y luego su opuesto en diagonal, para que las presiones se compensen. Los colocaremos suavemente todos sin hacer toda la presión y cuando estén los cuatro en su sitio apretaremos hasta donde nos deje la rosca para asegurar un contacto fuerte y uniforme que maximice la conductividad del calor.

Una vez bien afianzado el aspecto de nuestra gráfica cambia radicalmente.

Las 8800GT no necesitan este tipo de disipación pero hará que mejore en

aspectos importantes como temperatura y ruido.

Ya solo nos quedara colocar la grafica en el PC, conectar el ventilador, que usa un conector molex como los usados en las placas base y usar o no su regulador de velocidad. Eso ya será cuestión de nuestras necesidades. Estamos listos para averiguar si la inversión en un disipador mejor nos mejora la disipación y también nos alivia ruido que son los problemas que podemos sufrir con el disipador de un solo slot que viene de serie con la tarjeta gráfica.

Analizando el Hurricane HC92 Cu

Analizando el Hurricane HC92 Cu.

El HC92 es un disipador construido completamente en cobre con un diseño aerodinámico que pretende maximizar la fricción del aire con las láminas de cobre del disipador. Estas laminas están despegadas de la base de contacto y alimentadas por cuatro heatpipes fabricadas en un 99.99 % con cobre. Monta sobre su superficie un disipador de 92mm para maximizar el caudal de aire a la vez que se mantienen bajos los niveles de ruido.

Para tener un control completo del sistema Zerotherm añade un controlador de vueltas manual para ajustar la frecuencia de giro del ventilador a los parámetros que veamos más convenientes para nosotros. El ventilador puede girar a una frecuencia de hasta 3300 vueltas con un mínimo de 1500. Genera hasta 57.7CFM y produce un ruido que oscila entre los 19 y los 40dBA. En un uso normal podemos estar hablando de 25-29dBA.

Su peso ronda los 370gr sin contar los disipadores de aluminio que se añaden. La calidad del acabado y la gran superficie de disipación hacen que con su tamaño, que es más reducido que otros disipadores de gama alta para tarjetas graficas, mantenga unos niveles de temperatura excelentes sobretodo en graficas de gama alta donde la refrigeración adecuada puede significar realizar un over de calidad o fracasar en el intento.

Zerotherm ofrece una garantía total de 2 años para todo el conjunto.

Probando con overclocking

Probando con overclocking.

La ventaja del sistema de modificación de funcionamiento de este disipador es que no tenemos que desmontarlo de la grafica para poder cambiarlo. Basta quitar o poner unos tornillos y tendremos un disipador pasivo, sin ventilador, o un sistema que maximiza el flujo de aire por toda la grafica. Nosotros probaremos ahora a realizar overclocking, que es nuestro objetivo principal.

Con el disipador oficial nuestra tarjeta es estable a 700MHz de GPU, 1750MHz de Shaders y 2000Mhz de memoria (DDR). Es el momento de poner a prueba este disipador. La condición es que tendrá que ser más silenciosa y ofrecernos mejores resultados de frecuencia, sino, nuestro test será un fracaso y este disipador no será el adecuado al menos para realizar overclocking a esta tarjeta grafica. Solo nos quedara la opción de saber si en modo pasivo si ofrece buenos resultados como para mover esta grafica produciendo cero ruido.

Nuestros resultados mejoran algo lo conseguido con el disipador de serie, no es espectacular pero hemos metido 100Mhz a los shaders, 33MHz mas a la GPU y las memorias, al ser de 1ns, preferimos no forzarlas y mantenerlas a los 2GHz DDR a los que ya las teníamos. Lo interesante, o más interesante aun, son las temperaturas de trabajo. Aquí tenéis una gráfica extraída de nuestras pruebas con Crysis. Apenas 37º en reposo, y 44º en carga, datos tomados con una temperatura ambiente de 22º.

Probando la refrigeración pasiva

Probando la refrigeración pasiva.

Personalmente soy contrario a comprar graficas con overclocking o usarlas con overclocking de forma continua así que entenderéis que en modo pasivo ni se me ocurra realizar overclocking a esta 8800GT. Si queremos no tener ruido deberemos tener cuidado con las temperaturas que alcanza nuestra tarjeta grafica. No veo capaz a este disipador de refrigerar esta tarjeta adecuadamente en modo pasivo, no es capaz de mantenerla en niveles adecuados ni a su frecuencia de fábrica. Alcanza más de 60º en reposo y supera los 110º en funcionamiento. De hecho la propia grafica se regula en frecuencias para no aumentar aun más las temperaturas y los bajones en rendimiento son evidentes.

Igual que su rendimiento con el ventilador a medias vueltas es muy bueno y sorprendente en modo pasivo se queda totalmente corto para esta tarjeta grafica. El HC92 Cu, para series 8800 deberá usarse con ventilador.

Conclusión.

Que no pueda funcionar en pasivo con una grafica de estas características era de esperar así que valoramos en su justa medida este pequeño fracaso. Si debería indicar Zerotherm para que tarjetas es adecuado el modo pasivo en el manual para evitar confusiones entre los usuarios. Por otro lado el rendimiento con ventilador, rondando los 20-25db es fantástico, mucho más eficiente que con el disipador de serie donde podemos ver temperaturas de hasta 80-90 grados con juegos. El Hurricane HC92 Cu hará que tu gráfica de gama alta corra mas y de forma más segura que con el disipador de serie. Un buen rendimiento que nos hará prescindir de las reducidas dimensiones de graficas como la 8800GT pero es que no se puede tener todo, rebajar casi 40º con menos ruido o más espacio, la decisión es tuya.

Fin del Artículo. ¡Cuéntanos algo en los Comentarios o ven a nuestro Foro!

Temas Relacionados: Refrigeración
Redactor del Artículo: Javier Rodríguez

Javier Rodríguez

Empecé a publicar artículos sobre los componentes de PC que pasaban por mis manos en 1999, al tiempo que era director técnico de la cadena de tiendas de informática Batch-PC. Me uní a Geeknetic como redactor jefe y responsable de laboratorio en 2005. El hardware es mi pasión, aunque en mi tiempo libre acostumbro a disfrutar de juegos de PC multijugador.