Se anima la guerra del portátil gaming en España

por Javier Rodríguez 16/11/2016 14

Se anima la guerra del portátil gaming en España

MSI es a todas luces la marca que más portátiles Gaming vende actualmente y aunque no hay datos concretos de España lo cierto es que nuestro mercado no suele ser muy diferente al resto de países vecinos. MSI se ha ganado esta posición compitiendo con algunas de las marcas más grandes y con más trayectoria y lo ha logrado en poco tiempo. Esto sin duda se debe a una extensa oferta, precios atractivos (aunque con el liderato es verdad que algunos precios han ido subiendo) y una buena adaptación a todo tipo de usuarios gamer, que no somos tan homogéneos como algunas marcas se piensan, y también una buena incorporación en tiempo y forma de las novedades técnicas más importantes.

Así es como MSI ha logrado aumentar sus ventas y también su prestigio entre todos los jugadores. Esto sin duda es cierto, pero también es cierto que el resto de marcas no se han relajado y eso se ha traducido en mejores precios y mejores ofertas para nosotros los clientes. Para mí un buen ejemplo de reacción lo encontramos en ASUS, con precios en sus modelos de gama media muy atractivos, buenos diseños y acabados de gran calidad. Es una marca que sin duda ha sufrido la entrada de algunos actores nuevos, pero no tanto como otras más marcas más establecidas.

Una de las últimas versiones del GS60 de MSI. Uno de sus mejores ejemplos de portátil gaming de perfil reducido y muy manejable.

Marcas como Dell y HP sin duda han perdido fuerza en nuestro mercado y en buena medida se debe a que se han cerrado en las gamas más altas olvidando gamas más económicas que tenían en el pasado, que ahora intentan recuperar, y que seguramente ya sea algo tarde para conseguir la atención de un usuario que busca que su máquina se caracterice claramente como una máquina para jugadores y que requiere unos mínimos de prestaciones modernas y posibilidades de mejora. Marcas referentes como Alienware han quedado algo desdibujadas en nuestro mercado, aunque sin duda siguen siendo un clásico y un referente para cualquier jugador que busque un sobremesa o un portátil.

El nuevo Alienware 13 monta ya las GTX 1060 de Nvidia pero tendrá que recibir pronto mejoras en forma de procesadores Kaby Lake de Intel.

Mención aparte quiero hacer con respecto a Lenovo que es una marca de máquinas domésticas y empresariales que, si ha sabido acercar excelentes modelos, de precios muy equilibrados, en sus series Y de 15 y 17 pulgadas. Estos modelos de diseño elegante pero perfectamente orientados para jugadores han sido una de las series más exitosas de los últimos años. Ahora Lenovo debe mantener la innovación e incorporación de técnica en revisiones de estos modelos si no quieren quedarse atrás rápidamente.

Los Lenovo Y son excelentes portátiles gaming con precios muy atractivos.

Otra marca de toda la vida que se ha estrenado bastante bien en este terreno es Acer. Ciertamente su gama Aspire para jugadores ha tenido un arranque tibio en España, pero ahora tienen una gama muy capaz con precios muy interesantes en diseños serios con una buena integración y apostando por renovaciones rápidas según sale nuevo hardware gaming al mercado.

Acer cuenta ahora con una gama de portátiles dentro de su marca gaming Predator. Dos variantes de 15 y 17 pulgadas de pantalla.

Gigabyte entra ahora en este panorama con una buena serie de marcas que están ya con las armas en ristre y dando todo lo que pueden para no perder espacio en un sector donde hemos visto hasta claras e importantes desapariciones como es el caso de Toshiba.

La apuesta de Gigabyte por ahora es conservadora pero razonable. Entran con modelos caros de gama muy alta, por encima de los 2000 Euros en casi todos sus modelos Aorus presentados en España, que les permita controlar el stock e ir ganando posicionamiento en los medios. Márgenes comerciales por encima de la media y poco riesgo. Pero si quieren realmente comer algo importante de la tarta tendrán que apostar duro en los próximos meses con modelos de precio medio, entre los 1200 y los 1500 Euros.

El Aorus X7 cuesta alrededor de los 2500 Euros pero es sin duda un portátil magnífico con un diseño muy cuidado y unas prestaciones de primer orden.

En épocas como las que vivimos también es un buen momento para medir el interés y la capacidad de reacción de las diferentes marcas. Los nuevos procesadores gráficos de Nvidia ya están aquí y algunas marcas han sabido adaptarse de forma más rápida que otras. Las mejoras de estas gráficas son importantes, los usuarios lo sabemos, y las marcas deben introducirlas en sus mejores modelos de forma ágil.

Pronto también llegaran los nuevos chips gráficos de AMD con prestaciones de sobremesa y, más importante si cabe, los nuevos procesadores para portátiles basados en arquitectura Zen y, más importante aún, los nuevos procesadores Intel basados en arquitectura Kaby Lake que todavía no hemos conocido en consumos medios y en configuraciones avanzadas de 4 núcleos con o sin Hyperthreading.

Tiempos interesantes para ser paciente y esperar un poco a ofertas atractivas en modelos que se vayan a descatalogar o esperando esas nuevas mejoras técnicas que traen las nuevas tarjetas gráficas y procesadores para portátil. Ahora tendremos algunas opciones en el mercado a la vez que las marcas ya establecidas se afanan por competir en esos puntos de precio estratégicos por donde nos movemos la mayoría de los usuarios.

Secciones: Portátiles Gaming