ASUS TUF Z370-Pro Gaming

por Javier Rodríguez 29/10/2017 3
Chipset
Memoria
Otros
Precio
Web
Z370
Hasta 64GB DDR4 4000+
M.2 RAID, SLI
170 Euros

Aunque todos estamos algo contrariados con la decisión de Intel de “capar” sus nuevos procesadores para que no trabajen en versiones de chipset anteriores, lo cierto es que cuando vemos modelos como la nueva ASUS TUF Z370-Pro Gaming el disgusto se nos pasa bastante.

Es una placa base de diseño muy moderno, con detalles de excelente factura, con un precio bastante interesante y con todas esas prestaciones que esperamos de una placa base moderna. No deja nada al azar y lo hace con un precio que se puede permitir cualquiera más teniendo en cuenta que este chipset tiene como objetivo los procesadores más avanzados de esta nueva gama.

Chipset y almacenamiento

El chipset Z370 será el más elevado de una gama que todavía no ha terminado de llegar al mercado, Intel ha lanzado los nuevos procesadores de forma precipitada, sin más chipset que este modelo aun cuando hay modelos de procesador de octava generación que no son capaces de sacar partido a las prestaciones para overclocking que incluye este chipset.

Eso ha dejado pocas opciones de ahorro, más aún cuando estos procesadores no son soportados con chipsets de anterior generación, que además tienen el mismo socket, a buscar modelos de placa Z370 buenas, bonitas y baratas. Esta es seguramente una de las más destacables en este siempre difícil equilibrio entre precio y prestaciones.

El Z370 es el chipset más potente de la nueva plataforma LGA1151v2 de Intel, un chipset con prestaciones muy similares al Z270, pero con alguna mejora a nivel conectivo, con más capacidad de control de puertos USB 3.1 Gen2 con hasta 10Gbps de ancho de banda.

Los nuevos procesadores con hasta seis núcleos, con consumos muy eficientes, son sin duda el gran atractivo de esta plataforma, a la que estas placas base ofrecen el soporte necesario en forma de conectividad. La ASUS TUF Z370-Pro Gaming cumple perfectamente con el papel encomendado. Cuenta con cuatro bancos de memoria que ofrecen soporte para memorias DDR4, en doble canal, con frecuencias soportadas oficialmente de hasta 4000MHz mediante perfiles XMP de Intel y ajustes detallados en la bios UEFI de la placa. Podemos instalar hasta 64GB de RAM en esta placa base, como en cualquier otra que tenga cuatro bancos de memoria, con estos procesadores.

El chipset Z370 nos ofrece 24 líneas PC Express 3.0 que se combinan con las 16 líneas que ofrece el propio procesador. La comunicación entre ambos está limitada a un bus DMI 3.0 equivalente a cuatro líneas PCI Express 3.0. Una conectividad que se ha demostrado suficiente en anteriores generaciones y que se mantiene en esta tercera edición de chipsets Z.

ASUS ha instalado dos puertos de almacenamiento M.2 en esta placa base. Ambos de una forma simplificada, sin los disipadores que vemos ahora en muchos modelos, pero con las prestaciones necesarias. El primero de ellos, más grande, soporta unidades de hasta 110mm de largo con conectividad PCI Express 3.0 4x y SATA, el segundo, más corto, admite unidades de hasta 80mm de largo y solo con conectividad PCI Express 3.0 4x. Ambos desarrollan velocidades de hasta 32Gbps y soportan memoria Optane de Intel.

El almacenamiento se completa con seis puertos SATA, todos soportados por el propio chipset, con acceso a modos RAID 0, 1, 5 y 10. ASUS ha hecho un magnífico trabajo con la disposición de los mismos, como veremos en nuestra sección de análisis de diseño y componentes.