Review Monitor ASUS TUF Gaming VG27AQ

Review Monitor ASUS TUF Gaming VG27AQ

por Antonio Delgado 21/08/2019 7
Resolución
Panel
Otros
Precio
Web
2.560 x 1.440 (16:9)
IPS, 1ms MPRT, 99% sRGB
FreeSync, G-SYNC, ELMB SYNC, soporte HDR, funciones Gaming.
399 Euros.
Puntuación de ASUS TUF Gaming VG27AQ en la review:

Introducción y especificaciones técnicas del ASUS TUF Gaming VG27AQ

Conocida desde hace ya bastantes años, la gama TUF de ASUS nació dentro del catálogo de placas base de la compañía, caracterizándose por utilizar componentes de alta durabilidad y con unos diseños propios diferenciados de otras gamas como ROG. En la review del monitor ASUS TUF Gaming VG27AQ nos encontraremos una de las primeras propuestas de monitores dentro de esta gama, con distintas tecnologías orientadas al jugador y una función como ELMB Sync que, por primera vez, permite combinar tecnologías de reducción del motion-blur con una tasa de Hz variable.

Especificaciones técnicas del ASUS TUF Gaming VG27AQ

  • Panel TN de 27"
  • 2.560 x 1.440 píxeles de resolución
  • 1 ms MPRT con ELMB Sync
  • Brillo máximo de 350 cd/m²
  • Cobertura del 99% de la gama sRGB
  • Contraste nativo de 1000:1
  • Compatible con AMD FreeSync y NVIDIA G-Sync
  • Soporte para HDR
  • 144 Hz nativos, hasta 155 con overclock*
  • ELMB SYNC (anti motion-blur combinado con frecuencia variable)
  • Funciones gaming.
  • 2 x HDMI 2.0 
  • 1 x DisplayPort 1.2
  • Peana ajustable en 4 direcciones
  • Precio de 399 Euros.

*En nuestras pruebas ha subido hasta 165 Hz

Diseño

El ASUS TUF Gaming VG27AQ es un monitor que tiene una estética claramente gaming con formas anguladas y toques rojos en la base. No hay mucho donde innovar en el diseño frontal, ocupado principalmente por el panel IPS de 27 pulgadas que integra.

Los marcos físicos, sobre todo en los laterales y en la zona superior, son prácticamente inexistente, aunque el propio panel si que tiene una zona de borde negro sin uso. Aún así, su tamaño es muy contenido e incluso el marco inferior, algo más grande, es más fino de lo habitual.

El panel es mate y ayuda a reducir los reflejos cuando le da la la luz directa del exterior o de alguna lámpara.

En la parte trasera es donde vemos las formas anguladas con salidas de aire, toques en negro brillante y el logo de TUF Gaming en la columna vertical. Se trata de un diseño que, dentro de lo "agresiva" de la forma, no incluye elementos más llamativos como iluminación RGB

En la parte izquierda tenemos el sistema de control del OSD formado por un práctico joystick y unos no tan prácticos 4 botones. Decimos no tan prácticos porque, al final, tener varios botones en una pantalla induce a confusiones durante el manejo de su interfaz y nos suele gustar más sistemas que se basan en un único jystick y el menor número de botones posibles.

Aún así, cabe destacar la buena integración de los botones con el diseño global del ASUS TUF Gaming VG27AQ  con formas asimétricas.

En la parte inferior, colocadas en forma de ángulo, tenemos las distintas opciones de conectividad formadas por dos HDMI 2.0, un DisplayPort 1.2 y la salida de auriculares. No hay ningún HUB USB.

La colocación de los puertos es lago extraña ya que, al colocarlos en ángulo hacia el centro, los dos HDMI están justo detrás de la peana y no podremos acceder fácilmente sin inclinarla. La siguiente foto está sacada girando la pantalla para evitar eso precisamente.

La columna vertical va ya fijada al panel de serie y solo tendremos que anclar la peana lmediante un tornillo con agarre que no requiere herramientas.

La columna y la peana peremiten hasta 4 ajustes en distintas direcciones, incluyendo el giro del panel para colocarlo en vertical.

Un detalle curioso es que la altura de la peana no es suficiente para girar el panel en vertical en su posición convencional, y es necesario inclinarlo antes para poder hacerlo.

Disponer de una pantalla en vertical puede venir bien si necesitamos leer textos largos de manera recurrente ya que nos permite tener un área horizontal muy superior al habitual.

También permite giro sobre sí misma con un amplio margen de 180 grados.

Orientación Panel:

Elevación pantalla:

Inclinación pantalla:

Rotación base:

Interfaz OSD

La configuración de todos los parámetros de la pantalla se realiza desde el sistema de botones y joystick del ASUS TUF Gaming VG27AQ sin opción a controlarlo mediante software del PC, algo que, aunque nos hayamos acostumbrado a algunos modelos con control desde PC, no es habitual en la mayoría de monitores.

El sistema de menús incluye la función GamePlus  donde se integra todo lo relacionado con funciones extra para jugadores, como puntos de mira, un contador de FPS, un temporizador, alineado de pantalla para sistemas de doble pantalla e incluso un modo sniper que hace zoom.

En los accesos rápidos también permite cambiar entre los distintos modos de valores predefinidos para juegos de carreras, cine, RPG, FPS, etc.

Dentro del menú general tenemos ya las secciones principales, con funciones como el filtro de luz azul con 5 niveles configurables.

Podemos cambiar parámetros de brillo, contraste, temperatura de color, etc. aunque algunos valores estarán predefinidos en ciertos modos.

El HDR soporta dos modos de funcionamiento con distintos valores dependiendo del contenido, aquí también podemos activar tecnologías como el Adaptive Sync, potenciador de sombras Shadow Boost, el ELMB Sync del cual hablaremos más adelante y también el overclock para aumentar la tasa de HZ del panel.

Cuenta con opciones para el sonido y también para la relación de aspecto o la función ASCR (ASUS Smart Contrast Ration) para gestionar el contraste de manera dinámica.

Finalmente, tenemos las opciones de energía, modo demostración y elementos propios del OSD como posición, idioma o transparencia.

Overclock, HDR y FreeSync/G-Sync

El ASUS TUF Gaming VG27AQ  cuenta con distintas funciones extra que lo colocan por encima de monitores convencionales. Por ejemplo, tenemos soporte para contenidos HDR y HDR10, aunque el hecho de que su brillo máximo sea de 350 cd/m² y la ausencioa de local dimming hacen que dicho soporte no redunde en una visualización HDR plenamente satisfactoria.

La tecnología adaptive Sync está presente, eso significa que tenemos sincronización de HZ y FPS con AMD FreeSync y también con NVIDIA G-SYNC compatible.

Aunque el funcionamiento nativo del monitor es de 144 Hz de frecuencia de actualización, el ASUS TUF Gaming VG27AQ cuenta con una función de overclock que permite aumentar dicha frecuencia hasta los 155 Hz.

Esos 155 Hz son la cifra que ASUS garantiza para un funcionamiento sin problemas, pero hemos podido subirlo hasta 165 Hz sin notar parpadeos ni ningún fallo en la imagen, al menos en esta unidad que hemos probado.

ELMB Sync

La función estrella del ASUS TUF Gaming VG27AQ es el ELMB Sync, una tecnología que, según la compañía, solo podemos encontrar a día de hoy en este monitor.

ELMB Sync permite combinar dos tecnologías que, hasta ahora, eran incompatibles. Por un lado tenemos el Adaptive Sync (Freesync y G-Sync) que permite sincronizar el número de HZ del monitor con los FPS de la gráfica. Esta tecnología evita el tearing y otros fallos de sincronización para ofrecer una experiencia mucho más fluida.

Por otro lado está la reducción de motion-blur o desenfoque de movimiento, una función que hace que la retroiluminación LED del monitor parpadee en modo estroboscópico a una determinada frecuencia, de esta manera las imágenes se "separan" unas de otras y ese desenfoque que aparece en objetos en movimiento se reduce, además, con esta tecnología los tiempos de respuesta también se hacen más cortos, de hecho es la manera de que este monitor pueda conseguir 1MS de tiempo de respuesta MPRT.

Modo normal, el ovni se duplica creando el efecto de desenfoque

Reducción de Motion-Blur, la estela se reduce considerablemente

El problema es que, hasta ahora, no se podía combinar la reducción del motion-blur con la frecuencia variable del Adaptive Sync. El poder combinar ambas tecnologías es algo que diferencia al ASUS TUF Gaming VG27AQ  del resto de monitores.

En el siguiente vídeo se puede ver a cámara lenta como actúa el ELMB Sync. Los parpadeos que se captan a 960 FPS corresponden al modo estroboscópico de la retroiluminación LED del modo de reducción de motion blur. Estos parpadeos cambian de frecuencia cuando los HZ de la pantalla cambian.

Pruebas de color

Hemos pasado por nuestro laboratorio el panel IPS del ASUS TUF Gaming VG27AQ. En los valores registrados hemos confirmado los 350 cd/m² de brillo máximo, en concreto hemos medido 352,29 cd/m². El brillo mínimo en el color negro ha sido de 0,3867 cd/m², lo que nos ofrece un contraste nativo con una relación de 911:1 cercano a los 1000:1 prometidos.

La calibración de serie en la escala de grises nos muestra unos excelentes resultados del rojo y el verde, con valores prácticamente tocando el 100%, mientras que el azul se encuentra algo elevado rondando los 110% de media.

El delta E de RGB es de R:4,30 puntos, G:4,52 puntos y B: 1,61 puntos.

El balance de blancos nos muestra una temperatura de color bastante ajusta de 7000 grados, algo por encima de los 6500 del blanco real pero en unos valores que suelen ser óptimos para muchos usuarios.

La desviación del color entre las muestras reales y las que ofrece el monitor está bastante equilibrada, hablamos de una media delta E de tan solo 3,10 puntos, nada mal para un monitor de este segmento de precio. La máxima desviación es de 5.51 puntos.

ASUS promete una cobertura del 99% de la gama sRGB y en nuestras mediciones los resultados son incluso algo mejores, superando el 100% del sRGB.

Análisis y Conclusión

Nos han sorprendido los buenos resultados que consigue el panel IPS del ASUS TUF Gaming VG27AQ en su calibración de serie, sobre todo teniendo en cuenta su precio de 399 Euros.

Este monitor nos ofrece una resolución que deja atrás a los "antiguos" FullHD con 2.560 x 1.440 píxeles junto a una frecuencia de actualización que supera los 144 Hz con OC. De hecho hemos supera los los 155 Hz anunciados para conseguir 165 Hz de manera estable con solo tocar un botón. Esta frecuencia es variable gracias a adaptive sync y compatible con NVIDIA G-SYNC y AMD FreeSync.

Todo ello se adereza con un diseño con marcos contenidos y un sistema de peana/base con múltiples posibilidades que permite colocar la pantalla al gusto del usuario, incluso en vertical. Además, la peana se coloca de manera sencilla y rápida sin necesidad de herrramientas.

Es cierto que la presencia del soporte para HDR es meramente testimonial y no es un monitor que nadie se vaya a comprar por esta función. Tampoco cuenta con hub USB y alguno de los puertos HDMI tiene una colocación que requiere inclinar la pantalla para poder colocarlo bien. Sin embargo esto son pequeños detalles que no anulan el hecho de que el ASUS TUF Gaming VG27AQ es un monitor que ofrece todo tipo de funcionalidades para jugadores, con el extra de ser el primero en contar con ELMB Sync, y un panel 1440p con una excelente calibración por un precio ajustado.

Fin del Artículo. ¡Cuéntanos algo en los Comentarios o ven a nuestro Foro!

LO MEJOR
Resolución de 2.560 x 1.440
144 HZ nativos y overclock hasta 155-165 Hz
Integra un Joystick muy práctico para navegar por los menús
Soporta FreeSync y G-Sync
La tecnología ELMB Sync permite usar reducción de motion-blur sin renunciar al Adaptive Sync
Buena calibración de pantalla
Peana ajustable en 4 direcciones, incluyendo modo vertical
Marcos de tamaño contenido
Varias opciones gaming
Montaje sin herramientas e inclusión de cables HDMI y DisplayPort
LO PEOR
Sin HUB USB
Brillo escaso para HDR
Alguno de los HDMI no son del todo accesibles de forma sencilla
Premio a ASUS TUF Gaming VG27AQ
  • Producto: ASUS TUF Gaming VG27AQ
  • Fecha: 21/08/2019 14:27:16
Redactor del Artículo: Antonio Delgado

Antonio Delgado

Ingeniero Informático de formación, redactor y analista de hardware en Geeknetic desde 2011. Me encanta destripar todo lo que pasa por mis manos, especialmente lo más novedoso en hardware que recibimos aquí para hacer reviews. En mi tiempo libre trasteo con impresoras 3d, drones y otros cachivaches. Para cualquier cosa aquí me tienes.