Gigabyte GA-880GMA-UD2H. El todo integrado nuevo de AMD

por Javier Rodríguez 23/06/2010 ...

Introducción

Introducción.

Las placas base o chipsets con todo integrado tuvieron durante un tiempo muy mala fama por su poco potencial de ampliación y de ajuste a cada necesidad del usuario. Esto era sobretodo porque la integración de grafica en placa en tiempos del AGP eliminaba la posibilidad de ampliar a una gráfica dedicada posteriormente. Ahora las soluciones todo integrado nos ofrecen lo mejor de un precio de entrada equilibrado, con un potencial alto para reproducción de contenidos multimedia y amplias posibilidades de ampliación donde nada tienen que envidiar a soluciones más específicas.

Este es el caso del chipset 880G de AMD que mantiene el potencial de toda su nueva generación de chipsets, con la inclusión de una gráfica dedicada bastante potente, y la posibilidad de montar cualquier pieza del mercado sin importar lo potente que esta sea.

Gigabyte GA-880GMA-UD2H

Gigabyte GA-880GMA-UD2H.

La ventaja de una solución de gran integración, como es el nuevo chipset 880G que incorpora esta placa, es que podemos tener un ordenador multimedia u ofimático en menos espacio, con menos consumo y con menos problemas donde solo tendremos que añadir un par de componentes más para echarlo a andar.

Esta placa base Micro-ATX de Gigabyte ofrece esta capacidad de completar un PC multimedia potente en poco espacio, con grandes prestaciones, en un formato ideal para la integración en cajas compactas pero también compatible con cualquier tipo de caja grande y con potencial para que el usuario pase de prestaciones de gama de entrada a cualquier configuración que vea conveniente.

Aunque dispone de dos puertos PEG la verdad es que electronicamente usarlos a la vez limita a ambos a 4x.

Cuando vemos una placa tan compacta como la nueva GA-880GMA-UD2H de Gigabyte solemos pensar en prestaciones recortadas pero nada más allá de la realidad ya que Gigabyte ha hecho un gran trabajo para ofrecer una placa compacta pero potente. Cuenta con el chipset 880G, con grafica Radeon 4250 integrada, montando también el nuevo puente sur SB850 de AMD que ofrece unas prestaciones muy interesantes donde lo más destacable es el soporte para SATA 6gbps integrado en seis conectores SATA controlados por el propio puente sur con soporte RAID de hasta tipo 5.

Gigabyte completa una integración excelente de las ultimas tecnologías de AMD con sus propias medicinas en forma de chip controlador USB 3.0 y una buena elección de conectores que permiten la instalación de una tarjeta gráfica dedicada PCI Express 2.0 con 16x en link que comparte electrónica con otro conector PEG con máximo 4x y dos conectores adicionales, uno PCI Express 1x y otro PCI de 32-bit.

Nosotros ya sacamos partido a su gran conectividad con Ethernet Gigabit, USB 3.0 y HDMI para sacar

audio y video digital a cualquier pantalla moderna.

Lo mejor es que nos soportara cualquier procesador AMD, presente y futuro, con aguante para procesadores de 140w de consumo y hasta seis núcleos. Cuenta también con cuatro bancos de memoria DDR3 con capacidad para hasta 16GB. En cuanto a conectividad la placa cuenta con todo lo que podemos esperar de una placa base moderna. Su panel posterior integra seis puertos USB, dos de ellos 3.0 y el resto 2.0, conector PS2 único para teclado y ratón, conectores de video HDMI, VGA y DVI, Firewire, Esata (conectado a uno de los conectores SATA3 del chipset), Ethernet Gigabit Realtek, y los seis conectores de audio habituales en soluciones HD Audio actuales.

La controladora Parallel ATA y Floppy no se contemplan ya por AMD en el SB850 así que

Gigabyte añade dos chips dedicados, uno para cada función.

Internamente disponemos de 5 conectores SATA3, que completan los seis del chipset con el dedicado a eSATA, y seis puertos USB 2.0 adicionales que completan 10 de los 14 que soporta el puente sur SB850 de AMD.

Rendimiento multimedia de la Radeon 4250

Rendimiento multimedia de la Radeon 4250.

Una de las preguntas más importantes que nos hacemos de este chipset y esta placa base en concreto es que es capaz la tarjeta gráfica integrada. Esta unidad es una versión recortada de la Radeon 4290 introducida en el chipset 890GX, pero manteniendo las prestaciones esenciales que son el aporte por hardware para la reproducción multimedia y el soporte de estándares importantes como DirectX 10.1.

En 3DMark el rendimiento es

decepcionante....

En definitiva tendremos una tarjeta que moverá Windows, Linux o el sistema operativo que sea con soltura y que soportara los últimos estándares de aceleración de video incluido Flash 10.1, video de alta definición en 1080p, etc. Un soporte multimedia y ofimático completo donde solo echaremos de menos potencia a la hora de jugar y como ya hemos visto podemos optar por soluciones dedicadas cuando nos plazca.

...pero reproducir video 1080p con un consumo medio de CPU del 2% habla muy bien de este chip.

Desbloqueo de procesador y overclocking

Gigabyte ofrece prácticamente las mismas prestaciones de overclocking y configuraciones avanzadas sean sus últimos modelos para overclocking como sus placas base más económicas. Esto acerca diferentes técnicas a todos los usuarios y nosotros vamos a sacar partido de ello.

Los procesadores AMD, algunos de ellos almenos, vienen de serie con algunos núcleos bloqueados pero aun presentes en el die. Hay algunos modelos muy concretos donde habilitar esos núcleos es una posibilidad y esta placa base tiene los medios para hacer esto posible. El sistema de desbloqueo de núcleos permite habilitar los núcleos desaparecidos aunque no es tan potente como otras soluciones en el mercado que permiten, en versiones de dos núcleos con otros dos “capados”, elegir que núcleo habilitar en caso de que los dos no sea posible ya que alguno puede venir realmente dañado de fábrica. La opcion de Gigabyte pasa porque podamos arrancar bios y posteriormente desahibilitar el nucleo dañado. Esto no siempre es posible ya que algunos procesadores ni tan siquiera "postean". Sea como fuere en nuestras pruebas con nuestro querido y respetado Phenom 2 X2 555 BE fueron muy satisfactorias con los cuatro núcleos de este procesador originariamente de dos núcleos habilitados y funcionando a la perfección. Con cambiar un único parámetro en BIOS podemos disfrutar de un procesador de cuatro núcleos cuando antes teníamos únicamente dos.

Un cambio en una opción de bios y ya tenemos un procesador de cuatro núcleos.

El overclocking es otro aspecto con el que también podremos jugar en esta placa con resultados bastante decentes. Después de sacar los dos núcleos ocultos de nuestro procesador aumentar la frecuencia del mismo será otro regalo añadido a una mejora de potencia ya de por si sustancial. El objetivo es alcanzar los 4GHz ayudándonos por un lado de las prestaciones intrínsecas de las gamas Black Edition de AMD que permiten aumentar el multiplicador interno del procesador a gusto del usuario aumentando la frecuencia final sin necesidad de modificar otros buses principales y secundarios. Con esta placa lo hacemos todo sencillo, de hecho podemos controlar tantos voltajes y parámetros como en las mejores placas de Gigabyte incluida la frecuencia de trabajo de la tarjeta gráfica integrada en placa.

Otro par de cambios en bios, voltaje y multiplicador, y ya tenemos nuestro Phenom 2 X2 555 a 4GHz.

Rendimiento general. USB 3.0 y otros aspectos

Rendimiento general. USB 3.0 y otros aspectos.

Hemos aumentado, gracias a esta pequeña placa, nuestros núcleos de dos a cuatro. Hemos aumentado a 4GHz la frecuencia de trabajo de nuestro procesador y hemos comprobado lo bien que se mueve su grafica integrada en las tareas más cotidianas y actuales como es la reproducción multimedia de alta resolución pero ahora es el momento de montar a esta placa base la tarjeta gráfica que se merece para que comprobéis el potencial de la misma con las herramientas adecuadas. También comprobaremos la mejora notable que ofrece el USB 3.0 en esta placa base con almacenamiento externo de alta velocidad.

100MB/s de pico de transferencia mediante USB 3.0.

Esta plataforma también es capaz de mover

una Radeon 5870 sin problemas, con unos resultados espectaculares.

Análisis y Conclusión

Análisis y Conclusión.

Las placas base integradas ya no son lo que eran. Ahora son tan versátiles como una placa base sin integración gráfica y no tenemos que temer nada por tener tanta integración. Las prestaciones son las mismas y nos permiten, a los que queramos gastar lo justo y necesario, disponer de una tarjeta gráfica potente, compatible con los últimos sistemas operativos, y donde la reproducción multimedia no solo no sea un problema sino que este asistida por el propio hardware de la tarjeta gráfica y que no nos afecte al rendimiento del procesador. Esto lo ofrece el AMD 880G y más concretamente esta pequeña y magnifica placa base de Gigabyte.

La nueva GA-880GMA-UD2H convence por su precio, apenas 92€ en cualquier tienda, y convence por sus prestaciones directas e indirectas. No esperábamos conseguir los mismos resultados de overclocking que en placas supuestamente mucho más orientadas a esto ni tampoco que su sistema de desbloqueo de núcleos funcionara de forma tan fácil y efectiva. Los resultados son evidentes, soportan las últimas tecnologías como SATA 3 y USB 3.0, y tiene capacidad para montar los procesadores más potentes de AMD y las gráficas dedicadas más eficientes para una plataforma de entrada económica pero gran potencial de ampliación.

  • Producto: Gigabyte GA-880GMA-UD2H
  • Fecha: 23/06/2010 23:23:02
Secciones: Placas Base