Review Placa Base ASUS ROG Zenith Extreme X399

por Javier Rodríguez 01/09/2018 7La Mejor Placa Base
Chipset
Memoria
Otros
Precio
Web
AMD X399
Hasta 128GB DDR4 3600+
Wifi-AC, Wifi-AD, 10GbE Multi-Gigabit, DIMM.2
575 Euros
Puntuación de ASUS ROG Zenith Extreme X399 en la review:

Introducción

La ASUS ROG Zenith Extreme, como casi todas las placas con chipset X399 para Threadripper, es de todo menos normal. Tampoco es barata, ronda los 600 Euros. Pero en ella todo es bastante extraordinario. Es uno de esos modelos de placa con las que todos soñamos, imponente y bien equipada, y a pesar de tener ya algo mas de un año de vida, sigue siendo una de las mejores opciones para adentrarse en la potencia de estos sorprendentes procesadores de decenas de núcleos.

Chipset y almacenamiento

La ASUS ROG Zenith Extreme tiene algunos “inventos” que no encontraremos en ninguna otra placa base del mercado, pero también tiene en común el uso del mismo chipset y los mismos procesadores que otras placas base similares así que no podemos tampoco sorprendernos si sus prestaciones son muy similares a otros modelos de gama alta de precios similares. Simplemente veremos en ella algunos detalles, algunas formas de manejar posibilidades, que no veremos en otras placas base y eso la hace sin duda especial.

El chipset X399 de AMD es un acompañamiento necesario a la extensa capacidad conectiva de los procesadores Threadripper de AMD. No tiene una gran carga de trabajo, pero hace de interfaz entre los conectores reales y la capacidad conectiva del procesador. Se conecta a estos procesadores mediante un sencillo bus PCI Express 3.0 de 4 líneas que generan un máximo de 32Gbps de ancho de banda. No es mucho, sin duda, pero tampoco hace falta mas porque la gran capacidad conectiva está directamente en el procesador.

Soporte para conectores USB, alguna tarjeta añadida extra en forma de controladoras añadidas y algún elemento más, como la conectividad de audio y Ethernet, son apenas sus otras funciones. La carga pesada, como unidades de almacenamiento de alto rendimiento o tarjetas gráficas, recaerá directamente en el procesador que instalemos con esta placa base.

Aqui instalaremos uno de los conectores M.2 de esta placa base, bajo esta chapa que protege también al chipset de la placa.

El sistema de almacenamiento de esta placa base parece aparentemente sencillo. Un conector M.2 Socket3, NVMe 4x con hasta 32Gbps, oculto tras parte del disipador del chipset, quedando bien refrigerado y completamente ocultos a los ojos del usuario, y un conector U.2 que me parece una buena manera de diversificar posibilidades de instalación de almacenamiento moderno.

La tapa cuenta con un compuesto térmico para distribuir el calor por toda la cubierta del chipset.

Así quedaría montada la unidad en posición, maximo 80mm de largo.

Parece poco para una placa base de este nivel de prestaciones, y ciertamente hay esta placa base es mas de lo que aparenta. La ASUS ROG Zenith Extreme cuenta con una tarjeta de ampliación, para un slot DIMM.2 similar al interfaz de la memoria DDR4, donde podemos instalar dos unidades M.2 NVMe 4x 32Gbps adicionales. Este modulo es extraíble y tiene un soporte para instalar ventiladores de 40mm para su mejor refrigeración. Con este módulo, la placa tiene soporte para hasta cuatro unidades PCI Express para almacenamiento y todas, gracias en parte al Threadripper, con capacidad para desarrollar velocidades máximas para las unidades mas capacitadas del mercado.

Esta es la tarjeta. Tiene un corte que impedirá que nos confundamos de slot. Como veis tiene controles de leds integrados.

Tarjeta DIMM-2 en posición. Cada una de las dos unidades que soporta, se montan a un lado del PCB.

Las unidades en la tarjeta DIMM.2 pueden tener hasta 110mm de largo, la unidad situada bajo el chipset tiene un máximo de largo de 80mm, que es el estándar domestico de facto. Estas unidades, desde hace meses, se pueden montar en modos RAID a través de la configuración de la bios de la placa base. Es una mejora que introdujo AMD algunas semanas después del lanzamiento de Threadripper.

Aquí tenemos los seis conectores SATA 6Gbps de la placa, junto al conector PCI Express U.2 y a un conector para dos puertos USB 3.1 Gen1 tipo A.  Lo que veis debajo del PCB es una barra de leds que recorre todo este lateral y la chapa trasera de la placa.

La capacidad para conectar unidades SATA en esta placa base es ciertamente algo mas reducida de lo que esperaríamos, pero también es verdad que este conector, para bien o para mal, esta en desuso en sistemas de alto rendimiento. Aun así, a pesar de no tener los 8 conectores esperados, cuenta con un total de seis que podremos usar en modos RAID 0, 1 y 10.

Todas, esta también, las placas base para Threadripper o Threadripper 2 van a recibir la capacidad de usar la tecnología StoreMI de AMD. Como sabéis esta es una licencia del software FuzeDrive de Emontus que ofrece una vuelta de rosca al uso de cache para acelerar unidades de almacenamiento mecánico. StoreMI combina el uso de una unidad mecánica, una unidad SSD y hasta 2GB de RAM de nuestro sistema para lograr velocidades de acceso, grabación y lectura, sorprendentes. Es gratis, para sistemas AMD, y tiene una versión mas capacitada que cuesta 60 dólares, por licencia.

En cuanto a capacidad de RAM, esta placa soporta hasta 128GB de RAM DDR4 de alta velocidad en una configuración de cuádruple canal con un bus de dato teórico de 256-Bit y mas de 60GBps de ancho de banda. Tiene soporte para memorias, con overclocking y soporte XMP-A, de hasta 3600MHz.

Ampliación y conectividad de red

Todas las placas Threadripper, o mejor dicho X399, tienen su capacidad conectiva delimitada por las capacidades del procesador, que son tremendas. Estos procesadores tienen más líneas PCI Express que cualquier otro procesador del mercado, al menos del espectro doméstico, y eso le facilita, y su usuario, la tarea de conectar muchas unidades de almacenamiento y tarjetas gráficas.

Este modelo en concreto tiene capacidad para cuatro slots de tipo PCI Express 16x que ASUS ha reforzado para mejorar su resistencia mecánica. Los cuatro pueden desarrollar velocidades 16x, todos y cada uno de ellos, gracias a las 64 líneas PCI Express con las que cuenta el procesador. Es evidente que para que esto se cumpla tendremos que limitar nuestro uso de unidades de almacenamiento PCI Express. Sea como fuere el enlace mínimo son 8x, suficiente para una gráfica moderna, y eso permite el soporte SLI y Crossfire, ambos certificados, para hasta cuatro tarjetas simultáneas.

Buena panorámica de todos los conectores PCI Express. Podemos ver los dos controladores digitales de la placa entre ellos y en la parte más baja de la imagen el conector Molex que ofrece alimentación adicional a los conectores PCI Express.

La placa cuenta con una entrada extra de 12v para sustentar los requisitos de alimentación que pueden tener cuatro gráficas conectadas simultáneamente a la placa base.

La separación entre estos conectores es la adecuada, con un slot siempre de separación, para que podamos montar todas a la vez. Quizás echemos de menos algo más de respiración entre tarjetas, pero si queremos eso, bastara usar slots separados. La capacidad de ampliación por tarjetas se completa con dos slots soportados por el chipset, uno PCI Express 2.0 4x y el otro PCI Express 2.0 1x.

La conectividad de la ASUS ROG Zenith Extreme también esta a la altura. Comenzaremos por la conectividad de red, e inalámbrica, que es notable. Tenemos un chipset Intel I211-AT de un Gigabit, como conectividad Ethernet, apoyado por el software de priorización de paquetes ROG Gamefirst IV de ASUS.

Esta es una tarjeta 10 Gigabit Ethernet pero también soporta los nuevos estándares Multi-Gigabit de 2 y 5 Gbps en full dúplex.

Parece algo insuficiente, que menos que dos conectores en una placa base de este precio y gama, pero la Zenith Extreme se guarda otra sorpresa en forma de otro modulo externo, en forma de tarjeta de ampliación, el denominado ROG Aerion que nos amplía la conectividad de red Ethernet hasta los 10GbE con modos multigigabit de compatibilidad con redes 5/2.5/1G además también de 100mb. Sea cual sea el tipo de red que tengamos, o queramos tener en casa o en la oficina, esta placa base esta preparada.

La conectividad inalámbrica no se queda atrás. ASUS ha montado un sistema de conexión combinado en esta placa base. Tiene soporte para Wifi-AC, pero también soporte para Wifi-AD de 60GHz de frecuencia. Un total de capacidad para 4600mbps a través de Wifi y compatible, completamente, con el estándar MU-MIMO. Para ello cuenta con un sistema de triple antena externa. La solución de red inalámbrica también añade soporte para Bluetooth 4.1.

El sistema inalámbrico de esta placa base requiere de dos tipos de antena diferente, una más preparada para Wifi-AD de 60GHz, y otra 2x2 MU-MIMO para el sistema Wifi-AC.

Conectividad USB y otros

La conectividad física de la placa no se queda atrás. Un montón de puertos USB, que detallaremos ahora, se complementan con controles en placa, conectividad para todo tipo de sistemas RGB, incluido los nuevos “Addressable RGB” que están tan de moda. Entre los conectores podemos encontrar varios puntos para sensores de temperatura, hasta seis conectores para ventiladores, con dos de ellos especializados en sistemas de refrigeración.

Tiene un potente entramado de controles en placa, algunos orientados a refrigeración extrema, pero también muchos conectores para ventilador perfectamente situados con control PWM-DC. También, como veis, tiene cómodos botones de encendido y reset en placa.

Podremos aumentar la conectividad de ventiladores, controlados también desde placa mediante el extensor incluido en la placa.

Es una placa también que tiene especial preparación para sistemas de refrigeración extrema, con “slow mode”, conectores especiales para toma de datos directos en placa, y como no, switches y controles en placa para un acceso directo.

Aqui vemos los conectores para TPM y dos conectores para RGB, uno de ellos "addressable".

La conectividad USB para el frontal incluye dos conectores para hasta cuatro puertos USB 3.1 Gen1 de 5Gbps y un conector USB 3.1 Gen2 de tipo USB-C. También cuenta y, esto es algo más escaso, con un conector para doble puerto USB 2.0.

Detalle del conector USB 3.1 Gen2 tipo C del frontal, y de los puntos de control de voltaje rápido para overclockers.

Más conectores frontales, toma específica para bombas de impulsión, control de flujo, más puertos USB 3.1 y otros controles para overclocking.

El panel de conectores trasero, que viene con el buen detalle de tener la cubierta integrada, también esta muy poblado. Tenemos botones de control directo del sistema, para cambio de bios, entre las dos de que dispone, y un botón de borrado de CMOS, para esas practicas de overclocking sin necesidad de abrir la caja del PC.

Encontraremos también tres conectores para antena, dos para el AC, y uno para el AD, ocho conectores USB 3.1 Gen1 de tipo A, dos conectores USB 3.1 Gen2 de 10Gbps siendo uno de ellos de tipo A y el otro de tipo C, y conectividad de audio con leds identificativo para el sistema de audio. Este sistema también incluye un conector digital de tipo SPDIF óptico.

Diseño, alimentación y otras prestaciones

La ASUS ROG Zenith Extreme no es una placa base que desafía incluso a los estándares de tamaño. Es de formato ATX, aunque solo en altura, porque el ancho se va en torno a los 30mm sobre el estándar ATX de Intel. Esto hace que sea solo adecuada para cajas que sean capaces de darle ese espacio extra lateral. También tiene una chapa de rigidización y disipación trasera que exige espacio suficiente por detrás de la placa base, esto no debería ser problema, porque no es mas ancho del estándar, pero siempre hay cajas especiales, con las que deberíamos tener esto en cuenta.

Es, por tanto, una placa base grande y también es una placa base muy elaborada. Lo vemos precisamente en su potente sistema de alimentación. ASUS apuesta por la calidad de las fases mas que por el número, aunque también sabe como dedicar los esfuerzos adecuados a cada elemento fundamental de la placa base. Aparentemente tiene solo 8 fases de alimentación, pero son de grandísima calidad y se complementa con tres fases independientes para el SOC, que recibe también su propia refrigeración dedicada, y dos fases de alimentación independientes para la memoria.

Podemos ver perfectamente los 3 chokes entre la fijacion del slot PCI Express principal y el disipador del SOC. Este tiene su propio sistema de alimentación.

Cada una de las 8 fases del procesador tienen una capacidad de carga de 60 Amperios, y se complementan con capacitadores sólidos con ratio 10k. El sistema digital que lo gestiona es capaz, incluso, de reconocer cuando estamos usando un sistema de refrigeración o hemos retirado el disipador de los MosFETs para ajustar la entrega a las condiciones térmicas de cada momento. Solo 8 fases, comparadas con otras placas base que encontramos hasta 19, pero como en todo, no solo es cuestión de cantidad, sino también de calidad.

Bajo el bloque de disipación, que conecta con otro secundario mediante una heatpipe, se encuentran las 8 fases principales de la placa, hay otras dos secundarias para el sistema de memoria y tres para el SOC.

Vista desde otro ángulo.

Como buena placa X399 que es, este modelo integra doble conexión auxiliar para alimentación del procesador. Eso le permite disponer de hasta 720w de alimentación solo para el procesador, con 60A por conector.

Los dos conectores CPU-12v ofrecen al sistema hasta 720w de alimentación adicional

De la distribución de la placa puedo decir que es perfecta, con todos los elementos donde esperamos que estén y los que están duplicados, están en los puntos donde esos conectores extra podrían venir bien. Como ejemplo tenemos los conectores frontales USB 3.1 Gen1 de 5Gbps. Los controles en placa también están donde esperamos, los conectores de ampliación bien situados y las tomas de alimentación principales y secundarias donde esperamos que estén.

La cubierta de conectores extiende el sistema de disipación de los MosFETs de la placa y monta en su interior un ventilador para mejorar la refrigeración.

Es también una placa base de aspecto espectacular, donde no faltan las zonas RGB, donde destaca su potente conjunto de leds debajo del extremo derecho de la placa. Pero también es una placa que añade esos elementos que solo podemos encontrar en los modelos mas elaborados de la gama ROG de ASUS.

Su sistema de leds cubre todo el lateral, también en la zona de disipador de chipset y en la cubierta de puertos.

Me refiero a su pantalla VFD situada en la cubierta de conectores traseros, que por cierto integra perfectamente la tapa, que nos dará información en tiempo real del funcionamiento de la placa, como diagnostico en el arranque, pero que también podemos personalizar con animaciones y logos personalizados.

ASUS también comercializa ahora, para este modelo, un sistema de ventilación adicional para la zona de disipación del SOC o del DIMM.2 de la placa. Esta diseñado para lograr una mejor capacidad de overclocking en procesadores Threadripper de segunda generación. Personalmente la idea de añadir a mi sistema ventiladores pequeños, y ruidosos, no me resulta para nada atractiva pero seguramente muchos overclockers piensen diferente a mí.

Sonido

ASUS incorpora en la ASUS ROG Zenith Extreme una de sus mejores versiones del sistema de sonido SupremeFX. ASUS diseña sus propios DSP, de hecho, son bien conocidos por sus excelentes soluciones de sonido. En esta ocasión vemos montado un DSP SupremeFX S1220, basado en el Realtek ALC1220, con 10 canales DAC, canales estéreo independientes y una precisión mejorada que le permite alcanzar un ratio de ruido de 113dB.

ASUS acompaña a este DSP con un sistema de DAC y amplificación Sabre 9018Q2C para la salida de auriculares frontal de la placa. Este potente sistema de conversión y amplificación permite que tengamos -115dB de distorsión armónica y un rango dinámico de hasta 121dB. Se combina a la perfección con el nuevo software Sonic Studio III para sacar partido a los mejores auriculares del mercado.

Detalle de la separación de PCBs, con leds, y de los capacitadores Nichicon Gold que usa esta placa base.

La zona de sonido de placa tiene su propio sistema de alimentación filtrado, capacitadores Nichicon Gold para sistemas de sonido HiFi y ASUS ha añadido leds a sus conectores analógicos traseros, chapados en oro, para que podamos identificar cada uno de ellos con facilidad.

Bios y Software

El formato de las bios UEFI ha variado poco estos últimos años, también en ASUS, que es una de las marcas que mas ha cuidado este aspecto. Quizás los usuarios no queremos sorpresas en nuestra nueva placa base o los fabricantes se han estancado a la hora de ofrecer nuevos diseños, esos diseños mas agiles y atractivos que se nos “prometieron” cuando esta tecnología empezó a llegar a las soluciones domésticas. Sea como fuere, a pesar de que el aspecto de las bios UEFI de ASUS ya no nos sorprendan, lo cierto es que ASUS sigue teniendo el mejor formato de bios que hay en el mercado.

Pantalla de bienvenida del modo avanzado.

Pantalla de control del modo simplificado.

Sus asistentes de control de ventiladores, el asistente para overclocking automático, se combinan con una bios potente a la que no le falta detalle para sacar partido de todas las opciones de configuración que tienen estos procesadores Threadripper de AMD.

Tiene un potente sistema de control de CPU, memorias, voltajes, latencias, etc.

Las opciones de configuración de la placa son las habituales que podemos esperar en una placa base moderna, pero ASUS hace hincapié en las posibilidades de parametrización de los componentes principales del sistema como son procesador y memorias. Los usuarios mas avanzados disfrutaran de infinidad de opciones de parametrización en su menú “Extreme Tweaker”.

También cuenta con una sección de utilidades que incluye la actualización de bios a través de internet, crear perfiles de overclocking para una configuracion rápida, informacion detallada del chips SPD integrado en las memorias y tambien información sobre la o las tarjetas gráficas que tengamos instaladas en el sistema.

ASUS también nos proporciona un importante paquete de utilidades y programas que nos servirán para sacar pleno partido a nuestro sistema de juegos. Tenemos su clásica aplicación de gestión AI Suite 3, su aplicación de gestión RGB Aura (que ahora tiene un modulo de enlace con sistemas de iluminación HUE de Philips), el gestor de energía “Dual Intelligent Processor 5”, el sistema de priorización de red ROG GameFirst IV, el sistema de cache de disco ASUS RAMcache II, el mapeador de teclas KeyBot II o el programa LiveDash para gestionar la pantalla OLED que integra la placa.

Es un conjunto de programas muy potentes, de los mejores del mercado, que se complementan con el excelente, y ya mencionado, Sonic Studio III que gestiona el rendimiento y funcionalidad del sistema de sonido SupremeFX de la ROG Zenith Extreme.

Una placa que define el potencial de la plataforma

La ASUS ROG Zenith Extreme es una placa base madura, que tiene ya mas de un año, puesto que se lanzo con la primera generación de procesadores Threadripper de AMD. Eso quizás le resta algo de frescura en algunos elementos de diseño, que hemos podido ver en otros modelos de la gama ROG mas recientes, pero sigue siendo una placa base impresionante, por su construcción y aspecto, que además ya tiene una bios muy madura, muy estable, que funciona bien con memorias de alto rendimiento y que ofrece al Threadripper 2 una plataforma perfecta para desarrollar todo su potencial.

Como todas las X399, esta placa base no es barata, aunque tampoco por encima de otros modelos muy elaborados que hemos probado anteriormente. Ronda los 575 Euros de coste y es la placa base de gama mas alta para X399 que tiene ASUS en su catálogo. Catalogo que, por cierto, tiene una de las placas base X399 mas económicas, la ASUS Prime X399-A de poco mas de 300 Euros. Es una version revisada, la 1.01, donde se han añadido mejoras básicas centradas en la disipación. 

Es una placa potente, ya lo hemos visto, y tiene también algunos elementos muy llamativos como su sistema DIMM.2 para añadir unidades de almacenamiento M.2 extras, o su pantalla VFD LiveDash, o sus nuevos módulos de ventilación, o sus chapas de sustentación y refrigeración para la zona trasera de su PCB y como no su potente y elaborado sistema de alimentación donde menos fases consiguen magníficos resultados a base de usar componentes de primera calidad y una ingeniería inteligente y cuidada.

La calidad de su sistema de sonido también es notable y se complementa con un potente conjunto de programas y utilidades además de una bios capaz de contentar tanto a usuarios noveles como experimentados. Es sin duda una de las mejores placas base del mercado para esta plataforma confirmándose en su liderato a pesar de haber pasado ya mas de un año desde su lanzamiento.

No hemos conseguido mas overclocking que en la MSI MEG X399 Creation, sin duda limitados por nuestros procesadores y refrigeración, pero nos ha demosrtado ASUS que no hace falta 19 fases de alimentación para conseguir buenos resultados de overclocking, temperaturas controladas y eficiencia energética. ASUS recupera el trono de la mejor placa base que hemos probado hasta la fecha en Geeknetic.

Fin del Artículo. ¡Cuéntanos algo en los Comentarios o ven a nuestro Foro!

LO MEJOR
Wifi-AD combinado con Wifi-AC, impresionante
Tarjeta 10GbE que ademas soporta Multi-Gigabit 5/2/1GbE
Impresionante sistema de alimentacion de 8 fases
Sonido Hi-Fi de gran calidad
LO PEOR
Precio elevado
Algo mas grande que el estándar ATX
Confía mucho su refrigeración en pequeños ventiladores

La Mejor Placa Base

ASUS ROG Zenith Extreme

Desde el 01/09/2018

  • Este producto es La Mejor Placa Base del mundo según los análisis de GEEKNETIC.
  • Desde el 01/09/2018
Premio a ASUS ROG Zenith Extreme
  • Producto: ASUS ROG Zenith Extreme
  • Fecha: 01/09/2018 15:23:37
Redactor del Artículo: Javier Rodríguez

Javier Rodríguez

Empecé a publicar artículos sobre los componentes de PC que pasaban por mis manos en 1999, al tiempo que era director técnico de la cadena de tiendas de informática Batch-PC. Me uní a Geeknetic como redactor jefe y responsable de laboratorio en 2005. El hardware es mi pasión, aunque en mi tiempo libre acostumbro a disfrutar de juegos de PC multijugador.