Intel QX6000 Series. Cuatro nucleos a más de 4GHz

por Javier Rodríguez 12/04/2007 ...

Introducción

Hace apenas unas horas que Intel lanzo al mercado un nuevo procesador QX. Concretamente hablamos del QX6800 un procesador de cuatro núcleos a una velocidad de 2.93GHz y con un TDP o consumo medio de unos 150W. Pero ahora yo me pregunto que diferencia a este procesador de un QX6700. La respuesta es nada. Lo que diferencia un modelo de procesador de otro es el uso de un multiplicador interno, concretamente 10x para el QX6700 y 11x para el QX6800. Pero la gran ventaja de las series "Xtreme" de Intel es precisamente que, a diferencia del resto, sus procesadores de gama más alta, donde se encuentran todos los QX, no tienen un multiplicador bloqueado. Aquí, en este articulo, sabréis de lo que es capaz uno de estos monstruos del overclocking y del rendimiento.

Intel QX.

Dos procesadores se encuentran actualmente en esta gama de Intel. Ya hemos hablado de ellos por encima, os hemos mostrado sus diferencias comerciales pero a la hora de la verdad estos procesadores son absolutamente iguales. De hecho el QX6800 se limitará a unos pocos de miles de procesadores a modo de serie limitada. Intel es consciente de que este nuevo procesador no es más que un refuerzo de la imagen de marca y de diferenciar sus productos antes de que AMD iguale la capacidad de Intel de ofrecer cuatro núcleos por procesador después o durante el verano.

Los Extreme Edition de Intel siempre han ofrecido algo más que el resto de la gama, también hay que pagarlos, y en el caso de los QX lo que nos ofrecen es no limitar el multiplicador al usuario. Estos procesadores nos dejan un margen de maniobra de multiplicador que ronda desde los 6x como mínimo hasta una media de 15x aunque esto depende también de la placa base. Lo hemos comentado en otras ocasiones pero siempre es bueno recordarlo sobretodo para los que os iniciáis en el conocimiento más intensivo del hardware de vuestro PC. Un procesador, o mejor dicho su velocidad real, la marcan dos elementos. Por un lado tenemos el bus frontal del procesador, que podemos modificar a placer en cualquier procesador siempre y cuando nuestra placa base lo permita, y el multiplicador del procesador que en todos va definido y bloqueado por el fabricante en cuanto a aumentos se refiere. Un AMD X2 3800+ funciona realmente a 2000MHz que vienen definidos por su bus frontal de 200MHz y su multiplicador de 10x. A este procesador podremos hacerle funcionar a 9x, 8x, 7x....pero nunca a 11x. Lo mismo ocurre en toda la gama Core 2 de Intel salvo en los QX. Un E6700 trabaja a 2.67GHz con un bus frontal real de 266MHz y un multiplicador de 10x. Podremos ponerle a funcionar a 9x, ..., 6x pero nunca podremos usarlo a 11x.

Un QX, tanto el QX6700 de 10x de multiplicador y bus 266MHz como el QX6800 de mismo bus y multiplicador 11x pueden modificar su multiplicador interno a placer, tanto para arriba como para abajo. De ahí que podemos decir que un QX6800 no es más que el QX6700 con un multiplicador diferente y que por tanto cualquier QX6700 puede trabajar a las mismas frecuencias que el QX6800 sin tocar un solo MHz del bus frontal. El resto de prestaciones, de las que hablaremos ahora, son totalmente idénticas, nada cambia entre ambos modelos así que nosotros nos referiremos a ellos como los QX Series.