Zotac H55-ITX Wifi. El formato ITX cobra nuevas dimensiones

por Javier Rodríguez 23/03/2010 ...

Introducción.

Este formato, que introdujo VIA hace ya algún tiempo, ha pasado de soluciones industriales de escasa potencia pero reducidos consumos a soluciones más diversificadas y también más económicas sobretodo con la entrada con fuerza del Atom en soluciones de sobremesa y multimedia. Aunque siempre han existido opciones Mini-ITX con más o menos potencia la nueva generación de procesadores y chipsets permiten una mayor integración de prestaciones y la posibilidad de convertir a este pequeño formato en todo un portento para trabajar y jugar.

Zotac H55-ITX Wifi.

Esta nueva placa base es la evolución directa de algunas de las placas base Mini-ITX de los últimos tiempos como son buena parte de la gama Atom e Ion Zotac así como placas base mas versátiles como la 9300-ITX Wifi, que nosotros analizáramos ya hace algunos meses. Sus novedades es que introduce el socket 1156 y, por tanto, usa la nueva generación de chipsets de Intel para este nuevo socket.

Como su nombre indica esta nueva placa base integra el chipset Intel H55, que como todos sus hermanos, incorpora los medios suficientes para dar soporte a la última generación de procesadores Core i3 y Core i5 con gráficos integrados sin necesidad de doble chip como en todas las generaciones anteriores. Esto permite que formatos como el Mini-ITX se vean claramente favorecidos pudiendo aprovechar el espacio ganado al chipset para integrar sockets más grandes, como es el caso del 1156 y también integrar mayores prestaciones en la propia placa base.

De hecho la Zotac H55-ITX es todo un portento en este apartado.  No solo integra en apenas 170x170mm un socket capaz de albergar procesadores de 4 núcleos y 8 hilos de proceso sino que también nos permite instalar 8GB de RAM en dos slots DDR3, instalar una grafica PCI Express Gen2 a 16x, integrar seis puertos SATA internos, como modos RAID y un slot MiniPCI Express donde Zotac monta una red inalámbrica Atheros de tipo N con doble antena omnidireccional.

Otra de las cosas que más sorprende de esta placa base es su frontal de puertos que parece un catalogo completo de los conectores más utilizados actualmente. Dispone de 10 puertos USB 2.0, un conector PS2 para teclado, conexión HDMI, conexión DVI-I con posible adaptación a VGA, un puerto Esata, conexión Ethernet Gigabit y salidas de sonido para sistemas de altavoces de 7.1 así como una salida óptica SPDIF. Sin duda impresionante.

A pesar de su tamaño también nos permitirá realizar overclocking y aunque su sistema de alimentación de CPU no es comparable al de una placa base de tamaño convencional si usamos un procesador de dos núcleos, como es nuestro caso, los resultados son espectaculares.