Guía de optimización de la refrigeración

por David Sancho 12/08/2009 ...

Introducción

Llega el verano y con él empiezan varias averías tipo, que aunque en principio parecen no estar relacionadas, todas tienen un denominador común. A muchos les sonará que cuando ponen algún juego el ordenador se les ralentiza de forma extraña en esta época del año, e incluso se les cuelga, otros ven como su fuente de alimentación o su placa base se avería teniendo que cambiarla por otra nueva. Son algunos de los problemas más comunes debidos a un calor excesivo dentro de la torre del ordenador, aunque también hay otros menos comunes como errores de escritura en el disco duro, fallos en las comunicaciones, sobre todo en algunos routers antiguos, etc. Y es que cada vez utilizamos procesadores más rápidos que generan más calor y que necesita ser evacuado de manera eficiente.

Llegado el momento los usuarios más avispados quitan las tapas del ordenador y así se consiguen pasar el verano en algunos casos con mayor o menor fortuna, otros cambian su sistema de refrigeración con el desembolso que ello implica y por último encontramos soluciones tan curiosas como gente que pone un ventilador apuntando a su torre abierta e incluso, que desparraman las piezas del interior del equipo por encima de la mesa buscando una solución tan desesperada como económica.

Generalmente en la mayoría de los casos no es necesario cambiar el sistema de refrigeración, ya que en muchos equipos son únicamente unos pocos grados lo que diferencia un buen funcionamiento de una inestabilidad o incluso la destrucción de componentes electrónicos. Simplemente con trucos como los que se van a mostrar en el siguiente artículo podemos ganar varios grados centígrados que no sólo evitarán que el ordenador se vuelva inestable sino que mejorará la salud de los componentes electrónicos que hay en su interior cuyo mayor factor de desgaste es el calor excesivo.