Nvidia GTX 295 Vs. Radeon 4870X2

por Javier Rodríguez 18/01/2009 ...

Introducción.

Las tarjetas graficas duales tienen sus pros y sus contras. Por un lado en el espacio que ocupa una grafica conseguimos el rendimiento de dos y por otro lado dependemos precisamente de esas tecnologías de agrupación de rendimiento que están lejos de ser 100% efectivas. La ventaja es que la guerra actual ha alejado a estas tarjetas de esas soluciones "hipercaras" que solo unos cuantos podían permitirse. Ahora podemos encontrar competencia también en los “monstruos de dos cabezas”.

Nvidia GTX 295.

Esta nueva tarjeta de Nvidia ha tenido que esperar a la reducción del proceso de fabricación para poder colocar dos chips GTX 200 en la misma solución compartiendo el mismo sistema de refrigeración. Está basada en las soluciones habituales de Nvidia, heredadas de su experiencia en soluciones térmicas para SLI en portátiles, donde dos PCBs forman el “pan de un Sandwich” donde el disipador es el “jamón y el queso”. La comunicación entre ambas se realiza por un chip SLI dedicado por lo que no es necesaria una placa compatible con SLI para que funcione correctamente.

Los chips utilizados están a camino entre un GTX 260 y un GTX 280. Por un lado tenemos las 240 unidades o Streamprocessors de un GTX 280 pero por otro tenemos el bus de memoria de una GTX 260 con un bus de 448-Bit, frente a los 512-Bit de una GTX 280 o 285, y 896MB de memoria por chip grafico. Esto hace de la GTX 295 una solución hibrida con el potencial de shaders de una GTX 280 pero con el bus de memoria recortado de una GTX 260.

Toda esta combinación de prestaciones hace de la GTX 295 una tarjeta realmente especial y espectacular en sus números. Dispone de 480 unidades de shaders que trabajan a una frecuencia de 1242MHz. Sus GPUs trabajan a una frecuencia de 576MHz y sus 1792MB de memoria se reparten en dos buses de 448-Bit y trabajan a una frecuencia de 2GHz, son del tipo GDDR3.

En todos los modelos de referencia de la GTX 295 encontraremos dos salidas de video DVI combinadas con una salida HDMI que en esta hace de “canalización” SPDIF sin proceso interno pero manteniendo las propiedades digitales del sonido hasta ser procesados por el decodificador pertinente. ATI si que dispone de DSP en sus tarjetas gráficas por lo que si es capaz de procesar el sonido.