El nuevo 3DMark multiplicará por 5 las exigencias gráficas del benchmark actual

por Antonio Delgado 15/12/2015 4

3DMark, esa práctica herramienta que tan pronto sirve para medir y comparar el rendimiento de nuestro ordenador como para hacernos llorar al ver cómo nuestra nueva, flamante y cara tarjeta gráfica sufre exhausta para conseguir unos pocos FPS, tendrá una nueva versión a principios del cercano año 2016.

Cada vez que un nuevo 3Dmark sale al mercado lo hace utilizando las últimas tecnologías gráficas para poner a prueba al hardware. Tras la llegada de DirectX 12 era cuestión de tiempo que los chicos de futuremark lanzaran una nueva suite de testeo gráfico .

El nuevo 3DMark incluirá el benchmark "Time Spy", un test donde podremos ver un museo con distintos elementos como la estación espacial que salía en el actual 3Dmark y, anteriormente, en el juego de la compañía "Shattered Horizon", además de escenas de anteriores 3Dmarks. Time Spy supondrá 5 veces más carga gráfica a los ordenadores que lo ejecuten. Naturalmente, este test soportará resoluciones 4K, 2K y 1080p y será únicamente compatible con ordenadores con Windows 10 de 64 Bits (requiere DirectX 12) y tarjetas con más de 2 GB de memoria.


Tags: Software