MSI Cubi 5 Review

MSI Cubi 5 Review

por Antonio Delgado 29/04/2020 5
Procesador
RAM y Almacenamiento
Dimensiones y peso
Precio
Web
Intel Core i7-10510U
2 módulos DDR SO-DIMM, 1 puerto M.2 NVMe y un SATA III de 2,5"
124 x 124 x53,7 mm y 0,55 kg
549 euros
Puntuación de MSI Cubi 5 en la review:

Introducción y especificaciones técnicas del MSI Cubi 5 10M-007BE

La gama de mini PC MSI Cubi lleva ya un tiempo en el mercado ofreciendo ordenadores de sobremesa ultra compactos con una filosofía similar a los NUC de Intel y con distintas configuraciones y funcionalidades. En esta ocasión os presentamos la review del MSI Cubi 5, en concreto de su variante 10M-1007BE dotada de los nuevos procesadores Intel Core de décima generación y bajo consumo, junto a la posibilidad de añadir hasta dos unidades de almacenamiento en un formato muy compacto de 124 x 124 x 53,7 mm.

Un equipo como este nos permite disponer de un ordenador que apenas ocupa espacio, de hecho, podemos colocarlo directamente tras el monitor gracias al sencillo anclaje VESA y dejar la mesa completamente libre, creando una suerte de equipo AiO personalizado.

El formato en el que llega el MSI Cubi 5 es el de barebone, es decir, viene únicamente con el procesador Intel Core i7-10510U y deberemos colocarle nosotros la memoria RAM y el almacenamiento. 

Para esta review, el equipo se ha combinado con dos módulos de 16 GB memoria RAM DDR4 en formato SO-DIMM a 2.400 MHz, un SSD M.2 Samsung EVO PLUS 970 NVMe de 250 GB y un SSD SATA Crucial M4 de 64 GB para comprobar el espacio disponible en el equipo.

Características técnicas del MSI Cubi 5 10M-007BE :

  • Procesador Intel Core i7-10510U
  • GPU integrada Intel UHD 
  • Soporte para 64 GB de memoria DDR4 SO-DIMM (2 módulos)
    • Se  ha utilizado  dos módulos de 16 GB DDR4-2.400?MHz para las pruebas
  • Puerto M.2 NVMe PCIe 3.0 x4
    • Se ha utilizado un SSD Samsung Evo Plus 970 NVMe de 250 GB
  • Puerto SATA III de 2,5"
    • Se ha utilizado un SSD SATA Crucial M4 de 64 GB
  • 3 x puertos USB 3.0 (3.2 gen1) de tipo A
  • 1 x puerto USB 3.0 (3.2 gen1) de tipo C
  • 2 x puertos USB 2.0 de tipo A
  • Entrada y salida de audio minijack de 3,5?mm.
  • Saluda de vídeo HDMI 1.4
  • Salida de vídeo DisplayPort 1.2
  • Gigabit Ethernet Intel I219-V
  • Módulo M.2 WiFi Intel AC 9462 + Bluetooth 5
  • Fuente externa de 12v y 65W
  • 124 x 124 x 53,7 mm
  • 0,55 kg (sin RAM ni SSD)
  • Se incluye anclaje VESA para monitor.
  • Precio: 549 euros.

Diseño y conectividad

Como ya hemos comentado, el MSI Cubi 5 tiene unas medidas de 124 x 124 en un formato cuadrado, evidentemente, y su grosor o altura es de tan solo 53,7 mm. La carcasa es completamente de plástico negro, con un acabado en la mitad superior que simula aluminio pulido junto a la otra mitad con aberturas para permitir la entrada de aire al sistema de ventilación del procesador.

En los laterales tenemos también agujeros para la ventilación salvo en la parte frontal donde nos encontramos con el botón de encendido, entrada y salida de audio y dos USB 3.0 (o USB 3.2 Gen 1 con la nueva y engañosa nomenclatura de Intel), uno de ellos es USB-C y el otro USB-A.

El resto de puertos físicos de conectividad los tenemos en la parte trasera bajo a la salida de aire del disipador. En esa parte tenemos un puerto HDMI 1.4 junto a un Displayport 1.2 de formato completo. A su lado encontramos el RJ-45 con conectividad Gigabit Ethernet, dos USB-A 3.0 y dos USB-A 2.0. Además, a la derecha de todo encontraremos el conector de corriente de 12v al que se enchufa la fuente externa de 65W.

En la parte inferior del Cubi 5 podemos ver también rejilla para ayudar en la ventilación además de varios agujeros. Los dos situados en el centro corresponden al sistema de anclaje VESA que se incluye justo al PC para poder colocarlo tras un monitor, mientras que los otros 4 permiten colocar un SSD o HDD de 2,5"  en la zona interior como veremos más adelante.

El anclaje VESA tiene cuatro pares de agujeros para poder colocarlo en formato VESA convencional o para sistemas con la versión más compacta. Se fija al monitor directamente con cuatro tornillos incluidos. 

Una vez atornillado el panel al monitor, el Cubi 5 simplemente se engancha haciendo corresponder los dos salientes del panel con los dos agujeros centrales. 

Las cuatro peanas de goma de la parte inferior son también los tornillos que permiten retirar la tapa y acceder al interior.

Tenemos la placa base principal, con sus dos slots SO-DIMM para colocar memoria (no incluida), un M.2 para la tarjeta WiFI (incluida) y otro para SSD, además de conectores SATA.

Si le damos la vuelta encontramos el sencillo sistema de refrigeración del procesador, con un ventilador de turbina y un bloque de aletas de cobre.

El ventilador se extrae fácilmente y nos deja ver el único heatpipe de cobre que forma el sistema de disipación. El procesador va soldado a la placa, por lo que no hay opción a sustituirlo.

Opciones de almacenamiento y memoria

Como decíamos, el MSI Cubi 5 llega en formato barebone, lo que significa que tenemos solamente placa base y procesador y deberemos añadir almacenamiento y RAM.

Por suerte, MSI lo ha puesto fácil y tan solo retirando la tapa inferior tenemos ya acceso a la parte interna con todos los puertos disponibles. Podemos ver que la tarjeta de red WiFi/BT ya viene preinstalada con la antena conectada.

Colocar los módulos de RAM no supone ningún problema, se utilizan módulos SO-DIMM con un sistema de anclaje idéntico al de la mayoría de portátiles.

Tenemos un puerto M.2 NVMe PCIe 3.0 x4 para SSD en este formato situado justo al lado de la tarjeta WiFi y encima de los conectores SATA.

Se incluye un PAD térmico para colocar bajo el SSD.

Colocar el SSD, en este caso un Samsung 970 EVO Plus, es también muy sencillo, solamente hay que conectarlo al puerto M.2 y fijarlo con el tornillo incluido.

A pesar de su pequeño tamaño, el MSI Cubi 5 permite la inclusión de un SSD o disco duro mecánico de formato de 2,5" con interfaz SATA. Para utilizarlo es necesario conectar un cable de alimentación SATA y uno de datos del mismo tipo. Ambos cables se incluyen junto con el Cubi 5.

El conector de datos SATA es estándar como el que podemos encontrar en un PC de sobremesa. El de alimentación, por otro lado, tiene un conector reducido en la placa al que deberemos conectar el cable que termina en un conector de alimentación SATA convencional.

Una vez conectados los cables, solo hay que atornillar (se incluyen los tornillos) el SSD o HDD de 2,5" a la tapa inferior del Cubi 5. De esta manera, es posible disfrutar de dos unidades de almacenamiento en un formato muy compacto.

Rendimiento

El MSI Cubi 5 es un equipo pensado para hogares u oficinas donde se requiera un ordenador muy compacto y centrado en tareas no muy exigentes como ofimática, navegación, reproducción multimedia, etc. No es un equipo gaming ni pensado para ejecutar programas o tareas muy pesadas como renderizado de vídeo por ejemplo.

El procesador que da vida a este equipo es el Intel Core i7-10510U, un modelo de décima generación y bajo consumo con cuatro núcleos y 8 hilos de ejecución que ya pudimos probar en algún que otro portátil.

Es un procesador con un TDP máximo de 15W,  con una velocidad base de 1,8 GHz y 4,9 GHz de Boost y que integra una gráfica muy básica Intel UHD 620. En este MSI Cubi 5 el procesador está limitado en potencia y ronda los 10W de consumo, de hecho se anuncia con una frecuencia boost algo inferior de 4,8 GHz, aunque en nuestras pruebas nunca lo hemos visto alcanzar esa cifra en los test de un solo núcleo.

Estas limitaciones hacen que su rendimiento sea inferior al mismo procesador que hemos probado en portátiles como el ASUS Zenbook Duo, tanto en un núcleo como en multi núcleo. 

En 3D Mark Firestrike la puntuación es similar al de otros equipos con la Intel UHD 620. Sin duda no es un equipo para jugar, pero tampoco lo busca.

El puerto M.2 NVMe cuenta con interfaz PCIe 3.0 x4, lo que permite exprimir al máximo y sacar todo el potencial de un SSD de alto rendimiento como el Samsung 970 EVO PLUS.

Temperaturas y ruido

El sistema de refrigeración del MSI Cubi 5 es bastante simple, pero permite mantener las temperaturas del Core i7-10510U bastante frescas. Con unos valores que rondan los 40-45 grados en escritorio y unos máximos de 74ºC cuando se le exige el máximo rendimiento en momentos puntuales.

Hemos visto a este procesador moverse en cifras cercanas a los 100ºC en otros equipos, por lo que las temperaturas que alcanza en el Cubi 5 son muy buenas. A ello influye no solo el sistema de refrigeración, sino también la limitación de energía con la que cuenta la CPU en este equipo.

A nivel externo, no se superan los 32 grados, unas temperaturas también muy frescas.

A nivel sonoro, se trata de un equipo bastante silencioso si lo comparamos con ordenadores convencionales o incluso muchos portátiles. Cuando estamos exigiéndole carga al procesador se puede escuchar el ventilador, pero es un ruido muy suave que pasará desapercibido en cualquier oficina o salón por ejemplo.

Análisis y Conclusión

El MSI Cubi 5 cumple con la gran mayoría de características que podemos esperar en un mini PC de este estilo. Tiene un formato muy compacto y ligero que apenas ocupa espacio. Por si aún no fuera suficiente, podemos anclarlo a cualquier monitor con el anclaje VESA incluido haciendo que la mesa quede completamente libre. Incluso es posible llevarlo con nosotros a cualquier lado.

A nivel de conectividad externa tenemos una gran cantidad de puertos USB 3.0 (3.2 gen1) y USB 2.0, e incluso un USB-C. Cuenta con Gigabit Ethernet y WiFi-AC con bluetooth

Se echa en falta algún puerto USB 3.1 (3.2 gen 2), ya que el USB-c también es de tipo 3.0, y la inclusión de WiFi-6 tampoco le vendría mal, aunque gracias a la modularidad interna de este equipo podremos cambiar la tarjeta M.2 WiFi-5 por una WiFI-6. El procedimiento sería muy sencillo, muy similar al de ponerle una la tarjeta WiFi-6 a un portátil.

Esa facilidad para cambiar o colocar componentes es otro de los puntos fuertes del Cubi 5. El acceso al interior solo requiere de sacar cuatro tornillos y ya tendremos acceso a los puertos SO-DIMM para añadirle memoria DDR4 y también al M.2 para SSD NVMe de alto rendimiento. Incluso, si es necesario, le podemos colocar un SSD o disco duro de 2,5" SATA, aprovechando el espacio al máximo.

El procesador, el Core i7-10510U de Intel, funciona con unas temperaturas muy buenas, a ello contribuye el silencioso y eficiente sistema de refrigeración con un ventilador de turbina de gran formato, pero también la limitación de potencia que se ha aplicado. El rendimiento es suficiente para tareas ofimáticas, de navegación y multimedia, pero es cierto que hemos visto a ese mismo procesador brillar más en portátiles.

Todas esas características hacen que el MSI CUbi 5 sea ideal como PC para ofimática, Internet o reproducción multimedia, tanto en la oficina como en el hogar, sobre todo si buscamos algo muy compacto que apenas ocupe espacio y se pueda colocar en prácticamente cualquier lugar.

Fin del Artículo. ¡Cuéntanos algo en los Comentarios o ven a nuestro Foro!

LO MEJOR
Tamaño muy compacto
Montaje y acceso al interior sencillo
Soporta un SSD M.2 NVMe PCIe 3.0 x4 y una unidad SATA de 2,5"
Doble slot SO-DIMM para DDR4
Buenas temperaturas externas y de CPU
Se incluye montaje VESA para monitores
Extensa conectividad
Ideal como PC para ofimática, Internet o reproducción multimedia
Bastante silencioso
LO PEOR
El Core i7-10510U tiene una limitación de TDP y rinde menos que en otros equipos
Se echa en falta conectividad WiFi-6 y USB 3.1 (3.2 gen 2)
Premio a MSI Cubi 5
  • Producto: MSI Cubi 5
  • Fecha: 29/04/2020 19:35:01
Redactor del Artículo: Antonio Delgado

Antonio Delgado

Ingeniero Informático de formación, redactor y analista de hardware en Geeknetic desde 2011. Me encanta destripar todo lo que pasa por mis manos, especialmente lo más novedoso en hardware que recibimos aquí para hacer reviews. En mi tiempo libre trasteo con impresoras 3d, drones y otros cachivaches. Para cualquier cosa aquí me tienes.