Un aburrido 2016 que acelera el paso

por Javier Rodríguez 04/06/2016 3

Lo que ya ha llegado y lo que nos queda

El mes de mayo ha sido intenso, después de unos meses bastante parados y los anuncios de las últimas semanas prometen un montón de novedades en el mundo del PC. Algunas no llegarán en 2016, pero otras sí, y otras muy esperadas ya están entre nosotros. De hecho, algunas de ellas ya han pasado por nuestro laboratorio con resultados sorprendentes en la mayoría de los casos.

Aparte de los sistemas de realidad virtual, que han llegado con precios muy superiores a los esperados y con requisitos muy elevados, lo cierto es que este año el PC no ha tenido grandes novedades hasta este mes de mayo. Durante estas semanas hemos conocido la nueva arquitectura Pascal de Nvidia, con dos excelentes productos como carta de presentación, y también hemos podido probar los procesadores domésticos más potentes hasta la fecha, de la mano de la arquitectura Broadwell-E de Intel.

Las unidades NVMe en formato M.2 comienzan a poblar los catálogos de los principales fabricantes de SSD. Esto nos ha permitido probar la primera unidad desarrollada conjuntamente por Toshiba y OCZ, el magnífico Toshiba-OCZ RD400, y otras marcas aceleran para ofrecer soluciones de calidad en este formato y con este protocolo.

Pero para mí lo más esperado de este año son las nuevas gráficas y procesadores de AMD. De esta marca dependemos todos para que los precios no sigan subiendo, de hecho, están en escalada libre, solo hay que ver los precios de la Geforce GTX 1080 y del Intel Core i7-6950X. Sin un AMD fuerte estamos destinados a pagar más y recibir menos así que en el bien de AMD nos va también el bien de todos los aficionados a la informática y de cualquiera que vaya a comprar un PC de aquí en adelante.

AMD tiene cuatro lanzamientos importantes para este año. Dos series de procesadores, CPU y CPU, y dos arquitecturas diferentes de tarjetas gráficas. Las primeras gráficas de nueva generación, las AMD Polaris, llegarán antes de que acabe este mes y lo harán con precios atractivos y rendimientos de gama alta de la generación anterior. Tendremos el rendimiento de una tarjeta gráfica de 400 Euros por unos 250 Euros y con capacidad de RAM suficiente para mover juegos de última generación en todo su esplendor visual.

A Polaris le acompañarán pronto las APU de séptima generación que aprovechan las mejoras importantes en procesos de fabricación con nuevas capacidades gráficas y el soporte de memoria DDR4 que añadirá mucho ancho de banda para que las soluciones integradas tengan más capacidad para mover resoluciones de hasta 1080 puntos. De hecho, jugar a estas resoluciones, con calidades elevadas, será dentro de poco tan estándar como hacerlo a 720p con gráficas integradas actuales. Parece una mejora mínima pero la gran mayoría de jugadores aún usan pantallas con esta resolución para jugar.

Pero lo mejor de AMD llegará durante el mes de septiembre, o quizás en octubre, los nuevos Zen vendrán con sabores de 8 núcleos, 16 hilos de proceso, y prometen rendimientos similares a otras soluciones de 8 núcleos de Intel, concretamente similares a los Haswell-E que a día de hoy siguen siendo magníficos procesadores que se venden a precios muy elevados. Si AMD ofrece los nuevos Zen a precios adecuados, podrán barrer a la gama media de Intel u obligarles a reducir precios en sus modelos más elitistas.

c

Pero Nvidia e Intel también aceleran el paso y aún nos quedan ver novedades importantes. Nvidia aún tiene que renovar su tablet Shield, lanzar las variantes de gama media, e incluso modelos aún más potentes, con arquitectura Pascal. Intel también ha anunciado que adelanta sus planes para lanzar los nuevos procesadores Kaby Lake y los Skylake-E. Estos últimos llegarán primero al mercado profesional, en forma de procesadores Xeon y los primeros seguirán apostando por la eficiencia para portátiles, convertibles, formatos compactos, etc.

En las últimas semanas hemos renovado nuestro ranking de mejores productos, que han sido analizados por nosotros, en varias categorías. Procesador, tarjeta gráfica, Smartphone, unidad de almacenamiento y pronto habrá que renovar otras categorías como placas base, portátiles e introducir otras categorías como ordenadores de sobremesa que es un formato de máquina que estamos analizando ahora mucho y que diversos fabricantes están mejorando de forma sustancial con sistemas más complejos y compactos.

Los primeros meses de 2016 han sido solo anuncios, pero ahora empezamos a ver estos productos en la calle, los rumores se convierten en realidad y muchos de ellos incluso mejor de lo esperado. Ahora nos queda la parte más importante del año, camino de la temporada navideña, y los fabricantes deben echar el resto. Lo que resta de 2016,  promete.