ASUS ROG Spatha Gaming Mouse

por Javier Rodríguez 24/04/2016 3
Conectividad
Iluminacion
Botones
Precio
Web
USB 2.0 y Wireless 2.4GHz
3 zonas RGB
12 botones programables Omron
169 Euros

Introducción

Los juegos de más éxito, al menos los de más difusión, son los MMO y cada fabricante de periféricos para jugadores busca al menos especializar alguno de sus productos para este tipo de juegos y de jugadores. La nueva creación de ASUS es una de esas estridencias que de vez en cuando se saca esta marca de la manga para demostrar que tienen una capacidad productiva a la altura de los mejores, pero a veces eso trae consigo algunos problemas.

Técnicamente el ROG Spatha es un ratón espectacular que combina lo mejor de la tecnología inalámbrica, con avances en conectividad cableada y donde se incorporan las últimas tendencias y la demostración clara de que ASUS también puede tener su ecosistema de gestión y configuración de periféricos como otras grandes marcas de periféricos gaming.

Sensor y otras prestaciones

El ASUS Spatha es un ratón de uso combinado cable/inalámbrico. Podemos usarlo con su base inalámbrica, que es de lo mejorcito en bases que hemos visto en bastante tiempo, o de forma cableada con prestaciones técnicas más elevadas. El cable siempre mejora la velocidad de conexión y en este caso la mejora es radical puesto que este ratón tiene una increíble velocidad de actualización de 2000Hz sobre USB 2.0.

El Sensor del ROG Spatha alcanza una resolución de 8200dpi, por láser, por lo que podemos estar casi seguros de que el sensor es un Avago ADNS-9800. Un sensor usado por casi todos los ratones laser de gama media y alta. Lo que me extraña de las especificaciones de este modelo es que ASUS ha conseguido 2000Hz de velocidad de actualización sobre USB cuando este sensor tiene unas especificaciones claras de 1000Hz. El problema es que esto es complicado de verificar y de hecho es también bastante inútil porque una diferencia de 0,5 a 1ms de velocidad de respuesta no hay ser humano que sea capaz de aprovecharlo o tan siquiera de sentirlo. Sea como fuere este ratón presume de una prestación que ningún otro ha logrado antes con el mismo hardware, salvo con algunos "hacks" de dudosa efectividad.

La conectividad inalámbrica es RF de 2.4GHz por lo que es imposible que mantengamos las prestaciones de velocidad y rendimiento del sensor a través del interfaz inalámbrico. Esta limitación la encontraremos en cualquier ratón del mercado y no por ello tenemos que dejar de jugar con él. Es más, si jugamos con niveles de resolución elevados a veces es adecuado usar intervalos de actualización más lentos.

El sensor permite ajustes muy detallados de funcionamiento, no cabía esperar menos. Me gusta especialmente el sistema de calibración de superficie de desplazamiento, la corrección de ángulos configurable y los ejes independientes, las tasas de muestreo por cable o inalámbrico, o la velocidad de respuesta de los botones. La pena es que tiene solo dos niveles de resolución y no cuenta con ajuste de “lift-off”, pero este no es un ratón para FPS, está diseñado para MMO, ni tan siquiera par juegos MOBA.

Esto lo vemos claramente en su configuración de botones. Tiene 12 botones programables a los que se suman una rueda de control ALPS. En el lateral tendremos seis botones y el resto se reparten por la superficie del ratón.

Los botones usan interruptores Omron, japoneses como sabéis, y los principales tienen un diseño intercambiable para que podamos personalizarlos a placer. Me gusta que ASUS ha diseñado el ratón para ser fácilmente abierto completamente lo que facilitara el cambio de batería con los años y no solo el cambio de los interruptores. A los que gustan de mantener limpias sus armas este ratón les ofrecerá un sistema muy sencillo de mantenimiento.

Ahora hablaremos del diseño tranquilamente, quizás su punto para mi más delicado, pero si os adelanto que estamos delante del ratón con el tamaño más grande con el que he tenido que lidiar en bastante tiempo y para mí eso no es ninguna mejora o virtud.