ASUS Eee Pad Transformer

por Javier Rodríguez 22/06/2011 2La Mejor Tablet

Introducción

Introducción.

El Eee Pad ASUS Transformer nos ofrece la capacidad de tener varios dispositivos en uno de una forma inteligente. Combina un tablet de prestaciones muy interesantes con una base de teclado que convierte al Transformer en un pequeño netbook o mejor dicho smartbook. La gran diferencia de otras soluciones es que ASUS hace esto de tal forma que el teclado no sea solo un teclado sino también una base de carga y un soporte conectivo para añadir capacidades al dispositivo principal que es el tablet. Ahora conoceremos como hace esto y que resultados nos ofrece esta novedosa solución de ASUS.

Prestaciones técnicas

Prestaciones técnicas.

El Eee Pad Transformer se basa prácticamente en el modelo de referencia de Google para el desarrollo de Android 3.0 Honeycomb. Esto la convierte en un tablet con buenas prestaciones técnicas, seguramente no la mejor del mercado, pero sí de niveles suficientes para ofrecer un desarrollo multimedia de gran calidad, buenos niveles de autonomía y una experiencia de usuario sobresaliente tanto en el campo productivo como multimedia.

Está basada en el procesador ARM Tegra2 de Nvidia. Cuenta con un procesador de dos núcleos que trabajan a 1GHz con una gráfica programable dedicada. Todo en el mismo sistema SOC que se apoya en 1GB de RAM DDR2 con dos versiones de capacidades de 16 y 32GB de almacenamiento respectivamente. Contamos también con espacio adicional a través de un slot MicroSD integrado en la propia tableta. La conectividad corre a cargo de un interfaz Wifi-N, Bluetooth 2.1 y posiblemente en un futuro próximo también encontraremos versiones con 3G integrado aunque para ello habrá que esperar aún a anuncios oficiales ya que está previsto pero no hay nada parecido a una fecha de disponibilidad.

Varios sensores, como GPS, brújula digita, luz ambiental, presencia, giroscopio y acelerómetro hacen que buena parte de esas funciones que esperamos de un tablet de calidad sean posibles como es una rotación de pantalla rápida, jugar gracias a la detección de varios ejes o ajustar el brillo a las necesidades del entorno.

Cuenta con dos cámaras, frontal y trasera, la primera con una resolución de 5mp y capacidad para grabar video de alta definición, la segunda, de 1.2mp, pensada para videoconferencia de alta definición. El equipo multimedia se ve potenciado por un sistema de altavoces estéreo y una pantalla de 10” realmente fantástica con panel IPS, multitáctil, con una definición interesante de 1280x800 en proporción 16:10. La pantalla tiene un brillo excelente, sensor de luz ambiental, proporcionado por leds, con unos magníficos ángulos de visión que hacen de ella toda una gran experiencia.

El Eee Pad Transformer se vende con o sin su teclado o dock, como ASUS prefiere llamarlo, los precios varían en torno a los 100 Euros de tener o no tener este accesorio pero creo que sin el Transformer puede ganar algo de competitividad en precio pero pierde su esencia y uno de sus pilares en donde precisamente fundamenta su éxito. El teclado hace más cosas que darnos un conjunto QWERTY de tamaño aproximado al 90% con formato “chiclet” y excelente respuesta. Es más que eso. Nos permitirá prácticamente duplicar la autonomía del tablet hasta las 16 horas gracias a su batería añadida y nos aportara aún más conectores como dos puertos USB 2.0, un lector de tarjetas SD y un puerto de carga para el tablet. El dock tiene sus leds de estado, como el de bloqueo de mayúsculas, estado de carga y  una distribución de teclas perfectamente diseñada para acceder a las funciones más comunes dentro del sistema operativo Android que gobierna el Transformer.

Los acabados son realmente buenos, una calidad de fabricación y un diseño cuidado del que hablaremos ahora mismo.

Fabricación, peso y otras características

Fabricación, peso y otras características.

Una de las cosas que sorprenden del Transformer es el increíble trabajo que ha hecho ASUS. Está claro que si uno quiere competir con Apple debe tener cuidado en los acabados y no es tan importante el precio sino dar ese nivel de calidad que los usuarios esperan de un producto competitivo que además de prestaciones renovadas ofrezca unos mínimos de fabricación.

Aunque buena parte de los acabados del Transformer son plásticos las partes que ofrecen la rigidez y la robustez del conjunto son de aluminio y en el caso de la pantalla de un cristal resistente a las ralladuras. Esto hace del propio tablet un elemento no demasiado pesado, 680gr sin dock, lo que la coloca entre la media de los tablets de 10” más evolucionados. Con teclado tendremos un peso cercano al kilogramo lo que hace de él un “netbook” bastante ligero.

ASUS ha trabajado tanto tablet como dock del mismo modo, todo en color cobre, con una greca en las cubiertas plásticas y acabados perfectos en los perfiles de aluminio o la base de apoyo del teclado que también es de aluminio. Los conectores del tablet están descubiertos pero los del teclado vienen con tapas flexibles de cierre magnético. El slot SD simplemente cuenta con un símil de tarjeta en plástico para cubrir el puerto cuando no lo necesitamos. El único puerto que queda siempre descubierto es el de carga.

El tablet, dispuesto en su dock, queda fijado en tres puntos y cuenta con un cierre con bloqueo para evitar que se extraiga el tablet por erro cuando abrimos o cerramos la pantalla. En este sentido debo decir que se puede “plegar” completamente sobre el teclado y que el conjunto da perfectamente el pego de un portátil convencional. Si recomiendo a sus compradores que sean firmes a la hora de colocar el tablet en el dock a bien de que todo quede bloqueado en su sitio. La base es sólida y podemos ser decididos y no tener tanto miedo como yo en un principio a la hora de colocar o sacar la tablet de su base.

Para mí el diseño del Transformer es perfecto, una maquina ligera, con una pantalla fantástica, bien acabada, con mucho cuidado en el diseño y en las formas y fácil de manejar con una única mano. El grabado de su superficie plástica hace la doble función de dar un diseño cuidado y a la vez tener una superficie poco deslizante con la que movernos con seguridad. El color es original y las formas muy cuidadas y ligeras. Apenas tiene 13mm de espesor en su zona más gruesa y funcionando como “netbook” o “smartbook” el tamaño no supera los 25mm de ancho. Es prácticamente perfecto.

Sistema operativo

Sistema operativo.

ASUS equipa su primera tablet Android con la versión 3.0 Honeycomb aunque a las fechas de su lanzamiento en España ya está disponible para actualización OTA (over the air) la versión 3.1. Hemos trabajado con ambas versiones y se corrigen en el caso del Transformer algunas deficiencias mínimas a parte de las mejoras intrínsecas a esta versión del sistema.

Android para tablets cuenta con un interfaz renovada, bastante manejable y con mejoras fundamentales para un tablet como es la navegación por pestañas o menús de aplicaciones más completas. La barra de notificación se reduce  y deja espacio para las diferentes funciones básicas del sistema operativo y el selector de aplicaciones abiertas hace la multitarea tanto o más accesible como en sistemas operativos “tradicionales”.

La versión 3.1 en el caso del Transformer no solo se mejoran algunos aspectos y detalles que fallaban en la anterior firmware sino que como buen tablet basado en Tegra2 también recibe un mejor comportamiento gráfico y sobretodo una mejor respuesta del interfaz principal del sistema. Aparte se integran otras mejoras muy interesantes como un soporte ampliado de periféricos USB donde ahora podremos incluso conectar gamepads de Xbox 360 y Playstation 3 y jugar con ellos directamente en el tablet o conectado a cualquier televisión o monitor con conexión HDMI.

El menú de aplicaciones ahora soporta hasta 18 aplicaciones simultáneas con funciones de desplazamiento vertical para tener más versatilidad y opciones de control en entornos donde la multitarea sea importante. Pueden parecer pocas pero 18 aplicaciones simultáneas en un tablet es un número muy elevado, me lo parece hasta para un PC convencional.

Un desarrollo de sistema donde se echan en falta algunos widgets más especializados para tablets (en la 3.1 encontraremos soporte para ampliar o reducir el tamaño de los widgets) que sin duda llegaran, espero que rápido, para ampliar las funciones de este tipo de tablets que a nivel multimedia van bastante bien cubiertos pero no así para el usuario profesional que busque soporte para trabajar de otra manera ya sea en ofimática, video, sonido, etc. La base del sistema no es perfecta tampoco pero Google está trabajando rápido en aumentar las funciones y mejorar la experiencia.

Autonomía y funcionalidad

Autonomía y funcionalidad.

La capacidad de vida de la batería combinada del Transformer de ASUS es simplemente excepcional. ASUS la sitúa en 16 horas reproduciendo video en alta definición y realmente es creíble porque los dos días que hemos tenido de trabajo con esta unidad se los ha pasado simplemente con una carga inicial. Podemos cargar nuestro Transformer y salir un par de días de trabajo, o un fin de semana de asueto y tendremos batería suficiente para pasarlos, con un uso normal, sin necesidad de buscar un solo enchufe.

Como tablet la autonomía se data en unas 8 horas y viene a ser la media de este tipo de dispositivos con este procesador y este formato. Una autonomía buena que pasa a excelente cuando tenemos la oportunidad de conectarlo a su base de conexiones.

Podemos cargar el tablet directamente o a través del "dock".

Estoy seguro que lo que más intriga a muchos de vosotros es cómo se comporta el teclado. Para mí, acostumbrado a maquinas netbook pequeñas y a ultraportátiles, lo encuentro bastante cómodo. Las teclas tienen una respuesta rápida y aunque no es el mejor teclado que he visto en un aparato ASUS la verdad es que está a un buen nivel. Lo mejor es que no solo nos hará más rápidos, sin contar las posibilidades de trabajo que proporciona, a la hora de navegar, chatear, acceder a redes sociales, etc. Además el interfaz táctil sigue ahí y combinar ambas cosas es rápido con un poco de experiencia. Tendremos también accesos directos en las teclas donde encontraríamos los "F" en un PC. Funciones rápidas como ajustar el brillo, el volumen, acceder al navegador del sistema, activar las funciones inalámbricas, desbloquear la pantalla con una sola pulsación, acceder a ajustes rápidamente, tecla de propiedades, tecla de retroceso,...un montón de funciones rápidas con las que acelerar cualquier proceso de manipulación directa del tablet.

Para trabajar el Transformer es viable. Cierto es que no es un sistema operativo tradicional. Esto no es un MacOS X, ni un Windows 7, ni un Ubuntu 11.04. Tendremos nuestras limitaciones pero con ingenio se puede usar perfectamente para trabajar. Toda esta review está escrita desde el propio Transformer pero si debo reconocer que los videos y montaje están hechos desde un ordenador convencional. Es limitado, pero es un formato en crecimiento, y todo lleva su proceso.

Para entretenernos la oferta es casi perfecta. Los juegos cada vez más elaborados, las aplicaciones multimedia prácticamente perfectas y como el hardware acompaña, pues no tendremos problema alguno en usar el Transformer como un versátil sistema de entretenimiento.

Su capacidad para conectarse a periféricos externos, como pantallas de alta definición, hacen que el Transformer pueda, aunque con muchos condicionantes, convertirse en esa máquina que podemos usar para todos. Como digo es proponérselo, las prestaciones están ahí y con o sin limitaciones son accesibles para su uso.

Análisis y conclusión

Análisis y conclusión.

El formato del Transformer es realmente interesante. Creo que su compra sin dock es prácticamente un atentado contra la inteligencia de cada uno como consumidor ya que con él es donde desarrolla toda su esencia como tablet. Cierto es que suelto es una buena herramienta multimedia pero tablets con Tegra 2 y Android 3.1 ya hay unos cuantos y los hay incluso más económicos. Es con su coste con dock donde realmente el Transformer se convierte en un tablet polivalente y hasta diría que excepcional.

Tampoco es perfecto, todo se puede mejorar y su formato, donde la maquinaria está en la pantalla, lastra al dock a tener un mecanismo de apertura un poco rígido y a ser un poco incomoda a la hora de transportar sin formar una unidad con el tablet. Espero que con próximas ampliaciones de sistema se pulan algunos pequeños detalles del sistema que personalmente he visto bastante bien a la hora de disfrutar pero menos adaptado a la hora de trabajar y no tanto por el sistema en si sino más bien por las aplicaciones que hay por ahora disponibles.

En general es un producto que entra rápidamente por los ojos, es espectacular su doble personalidad de tablet y Smartbook, una autonomía simplemente impresionante, un funcionamiento impecable como Smartbook (es una maravilla no tener ni un solo ventilador en el sistema), una pantalla excelente con una definición bastante buena, un procesador de potencia contrastada y unas calidades y acabados de primer nivel. Sin duda para mí, a falta de ver las opciones de Samsung, la mejor alternativa al iPad2 superando a este en muchos aspectos.

La Mejor Tablet

ASUS Eee Pad Transformer TF101

Del 23/06/2011 al 23/06/2011

  • Este producto fue La Mejor Tablet del mundo según los análisis de GEEKNETIC.
  • Del 23/06/2011 al 23/06/2011
  • Producto: ASUS Eee Pad Transformer.
  • Fecha: 22/06/2011 23:50:25
Tags: ASUS Gadgets
Secciones: Tablets